COMENTARIOS

10 razones para que no dejes de ver 'Intensa-Mente'

Fucsia.co

10 razones para que no dejes de ver 'Intensa-Mente' Foto: Facebook

Hábil, conmovedora, un pequeño tratado de psicología, todo y más es esta película apta para grandes y chicos que propone conocer tus propias emociones, "esas vocecitas que controlan la cabeza". Te damos las razones para que no te la pierdas.

Un filme que dirigido para los niños, entretiene por igual a los adultos parece ser una característica de éxito. Hace un par de semanas Disney y Pixar dieron el golazo de su vida al sacar a la luz su más reciente película 'Inside Out' o 'Intesa-Mente' como se tradujo para América Latina.

Este pequeño tratado de psicología condensa eso que siempre nos hemos preguntado. ¿Dónde se albergan mis emociones? ¿Cuál es el origen de éstas? ¿Por qué dejé de hacer algo que me gustaba? ¿Por qué recuerdo tan vívidamente cosas de mi infancia y otras parece que jamás hubiesen pasado?

Este hábil y conmovedor filme dirigido por Pete Docter, apto para grandes y pequeños, propone a los espectadores conocer sus propias emociones, "esas vocecitas que toman el control de tu cabeza".

 

          
Las emociones de la película 'Intensa-Mente'. Foto: Facebook

Inspirado en su propia experiencia como padre, el genio de Pete Docter, -creador de 'Up', 'Monsters, Inc' y 'Toy Story'- invita al espectador en este nueva cinta a meterse en el cerebro de Riley, una niña de 11 años, para comprender por qué la protagonista sufre tanto y se encierra en sí misma cuando su familia se muda a San Francisco.

En su mente, la alegría (Amy Poehler), la tristeza (Phyllis Smith), el miedo (Bill Hader), la ira (Lewis Black) y el asco (Mindy Kaling) hacen lo que pueden para que la niña siga siendo tan feliz como siempre, pero los nuevos sentimientos de Riley los desbordan.

Pero antes de volvernos spoilers, te damos 10 razones para que tú, tus hijos, tus nietos, la familia entera no se pierda esta historia que de seguro le dará a Disney su tercer Óscar consecutivo por filme animado.

-Razones-

1. Inevitablemente la película se vuelve sobre ti. Empiezas a preguntarte dónde quedaron tus recuerdos de infancia, o mejor empiezas a recordar esas cosas lindas que marcaron tu niñez.

2. La historia de Riley se enmarca en un momento de cambios para los niños. Pasar de la infancia a la pubertad hace que los sentimientos y emociones sean más complejos y contradictorios. Si tienes hijos podrás entender un poco más lo que pasa en su interior.

3. Es una película para adultos, que los niños van a disfrutar muchísimo. Seguro será un tema de conversación por largo tiempo.



4.
Analizas, te ríes y vuelves a analizar las razones por las que odias ciertas comidas, sensaciones, olores, etc.

5.
Cinco emociones protagonizan la película: tristeza, alegría, miedo, ira y asco, y en diferentes personajes, una manda sobre las otras. A pesar de que lo niegues, te preguntarás cuál emoción gobierna tu cabeza.

6.
Tanto niños como adultos sabrán de manera dinámica cómo funciona el cerebro. Ni los más estudiosos ni los libros para dummies podrían retratar de manera tan ágil el tema de los recuerdos, los gustos, la memoria, etc.

7. ¡Alerta spoiler! Si no ha visto la película no lea este apartado.
Se caerá por un buen tiempo la creencia de que estar triste es malo. Podrás amar la tristeza y aprender el papel que juega en la vida.

8. Te darás cuenta lo difícil que es asimilar los cambios
y las miles de operaciones que se hacen en el cerebro para "amortiguar" las emociones diarias.

                  

9.
Los lazos con tu familia son el motor primordial para construir la personalidad. Tu relación con padre y madre afianzan y determinan temas como la amistad, la honestidad y la felicidad.

10. Porque volverás a ser niño de nuevo. Punto. 

También le puede interesar

COMENTARIOS

Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Publicaciones Semana. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.
Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.