COMENTARIOS

El reto de la prevención del cáncer de mama

El reto de la prevención del cáncer de mama El reto de la prevención del cáncer de mama, foto: Thinkstock

Unos 130.000 casos de cáncer de mama son diagnosticados cada año en América Latina. Entérate aquí.

En muchos países el tumor se detecta demasiado tarde.

El cáncer de mama es el cáncer más diagnosticado entre mujeres en todo el mundo.
Y aunque la mortalidad por esta enfermedad está disminuyendo en los países desarrollados gracias a los mejores tratamientos y estrategias de prevención , en el mundo en desarrollo el cáncer de mama sigue siendo la principal causa de muerte de mujeres.

Esta tendencia, dicen los expertos, refleja que el mensaje de prevención de la enfermedad todavía no está llegando a estos países.

Y es que aunque muchos tumores pueden curarse, en los países en desarrollo el cáncer de mama se detecta demasiado tarde en la mayoría de las mujeres afectadas.

¿Qué es el cáncer de mama?
Unos 130.000 casos de cáncer de mama son diagnosticados cada año en América Latina.
El cáncer de mama se desarrolla por la formación de células malignas (cancerosas) en los tejidos de la mama. Debido a los daños en su ADN, estas células crecen y se dividen de forma descontrolada y, eventualmente, cuando se acumula un número grande de células, se forma un bulto o masa.

Las células posteriormente invaden el tejido normal de los senos y pueden "escaparse" del bulto primario para propagarse por los ganglios linfáticos o la corriente sanguínea hasta otros órganos donde pueden formarse tumores secundarios (o metastásicos).

Las glándulas mamarias están divididas en ductos y lóbulos. La forma más común de cáncer de mama –el carcinoma ductal- surge en los conductos que llevan la leche desde la mama hasta el pezón.

Y la forma menos frecuente –el carcinoma lobular- se origina en los lóbulos, las partes de la mama que producen la leche materna.

Igual que ocurre con la mayoría de los tipos de cáncer, la clave para un tratamiento exitoso de esta enfermedad es diagnosticarlo antes de que las células cancerosas tengan oportunidad de propagarse a otros órganos.

¿Cuáles son las causas de esta enfermedad?
"Todavía se desconocen las razones precisas por las que una mujer desarrolla cáncer de mama" le explicó a la BBC la doctora Jennifer Worden, médico general y experta en medicina de la mujer.

Hay varios factores de riesgo de la enfermedad que incluyen la edad, un historial familiar de cáncer de mama, no tener hijos o tenerlos tarde, comenzar a menstruar muy temprano o tener la menopausia muy tarde, el sobrepeso y el consumo excesivo de alcohol.

Dra. Jennifer Worden
"Pero se cree que es una combinación de de factores genéticos, ambientales y de estilo de vida", agregó.

Los científicos han identificado dos genes defectuosos que aumentan la probabilidad de desarrollar cáncer de mama, pero los estudios muestran que éstos sólo son responsables de entre 5 y 10% de los casos de la enfermedad. También se cree que las hormonas juegan un papel importante en el desarrollo de este cáncer. Las investigaciones han mostrado un vínculo entre los niveles de estrógeno (la hormona sexual femenina) y el riesgo de desarrollar la enfermedad.

"Las causas exactas se desconocen" dijo la doctora Worden.

"Pero hay varios factores de riesgo de la enfermedad que incluyen la edad, un historial familiar de cáncer de mama, no tener hijos o tenerlos tarde, comenzar a menstruar muy temprano o tener la menopausia muy tarde, el sobrepeso y el consumo excesivo de alcohol" señaló la experta.

¿Cuáles son los síntomas de cáncer de mama?
La forma más común de detectar un problema potencial es notar algún cambio en los senos. La mayoría de los tratamientos están basados en el tipo de receptores celulares.
"La clave –dice Jennifer Worden- es que la mujer sepa lo que es 'normal' en ella, para que de esta forma pueda detectar algún cambio, tanto en la apariencia como la textura de sus senos".

Por eso los expertos recomiendan llevar a cabo revisiones regulares para poder detectar bultos o engrosamientos del tejido, piel irritada o escamada, secreciones del pezón, huecos o arrugas inusuales en la piel, alguna sensación o incomodidad rara, cambios en la forma o tamaño de la mama.

"Recuerde que aunque la mayoría de los bultos son inocuos y resultarán no ser cancerosos, es necesario que consulte al médico lo más pronto posible" recomendó la doctora Worden.

Y eso es especialmente importante cuando se es joven o si se tiene un historial familiar de la enfermedad.

La mayoría de los bultos son detectados con una mamografía y muchos países ya han establecido programas de vigilancia de cáncer de mama que incluyen mamografías para las mujeres mayores de 50 años. Los expertos recomiendan que todas las mujeres de entre 50 y 70 años sean rutinariamente sometidas a mamografías cada tres años. Cuando se encuentra un bulto es probable que el médico someta al paciente a una biopsia, con la cual se toma una muestra de tejido para analizar si hay células malignas presentes y para confirmar el diagnóstico de cáncer.

Los expertos recomiendan que la paciente sea referida al especialista en las primeras dos semanas de sospecha de la enfermedad.

Tratamientos
Hoy en día los tratamientos de cáncer de mama están basados en el tipo de receptores de las células presentes en el tumor, por eso el análisis debe realizarse con urgencia.

'Recuerde que aunque la mayoría de los bultos son inocuos y resultarán no ser cancerosos, es necesario que consulte al médico lo más pronto posible' Dra. Jennifer Worden

Si se sospecha cáncer, la paciente también puede ser sometida a otros análisis como radiografías o escáner de tomografía computarizada. "Una vez que se confirma el diagnóstico, el tratamiento, aplicación y duración dependerá de varios factores" explicó Jennifer Worden. Éstos incluyen la etapa en que se encuentra el tumor y si se ha propagado, el tipo de receptores celulares del cáncer, el estado de salud de la paciente y su edad.

"El control del cáncer de mama es un esfuerzo de equipo y varios especialistas a menudo están involucrados, incluidos cirujanos, oncólogos y enfermeros especializados" señaló la experta.

Si el tumor está muy avanzado es probable que el especialista recomiende una mastectomía, después de la cual puede ofrecerse un tratamiento de radiación para reducir las posibilidad de que la enfermedad regrese.

Pero en la mayoría de los casos no es necesario extirpar el seno.

Otros tratamientos involucran fármacos para bloquear la acción de las hormonas o una combinación de cirugía y quimioterapia.


También le puede interesar

COMENTARIOS

Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Publicaciones Semana. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.
Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.