COMENTARIOS

El estrés laboral, la carga de cada día

Fucsia.co

El estrés laboral, la carga de cada día Foto: Ingimage

Una abrumadora cantidad de trabajo puede ser la causa de diversas enfermedades, que incluso pueden llevar a la muerte. Ordenarse y tener prioridades son algunas recomendaciones para que el estrés no sea un callejón sin salida.

Ocho horas diarias en la oficina, papeleo, el teléfono que no para de sonar. Una escena clásica que no deja de agobiar a la humanidad, pero que cala significativamente en las mujeres que, en algunas ocasiones, deben seguir trabajando en casa. (Lea también ¡Para de sufrir! Fuera el estrés laboral)
El estrés laboral ha sido catalogado como la enfermedad del siglo XXI, y asociado como una de las principales causas de enfermedades coronarias. Unos 8,5 millones de personas fallecieron por este padecimiento arterial en 2011, según la Organización Mundial de la Salud, y la cifra sigue creciendo.

Foto: Ingimage
 Pero esa desesperación por la cantidad de trabajo, les hace pensar a muchas en la posibilidad de renunciar al trabajo, conseguir uno con menos responsabilidades o de plano dedicarse de lleno al hogar. 
Diferentes coach de salud y salud ocupacional recomiendan algunas técnicas para combatir el estrés, y hacer de las ocho horas laborales una rutina menos fatigante: 

1. Orden: Aunque no lo creas, establecer un orden para cada uno de los elementos de tu escritorio genera más tranquilidad y menos idea de caos. Esto también se traslada a las actividades. Priorizar tus tareas puede hacerte más fácil la consecución de tus logros. 
2. No lo puedo todo: Es indispensable tener confianza en tus compañeros de oficina. Si puedes contar con personas a tu alrededor que soporten su trabajo, serán más llevable las cargas. 

Foto: Ingimage
3. Pausas: Dos o tres pausas en el día, para salir a caminar, mirar por la ventana o simplemente bajar o subir un par de pisos te despejarán la menta y tu capacidad de decisión. 
4. Hacer planes: Un trabajo es sólo tu medio de vida. Tener planes con amigas, hijos, novio, esposo, o por qué no sola, te obligará a salir de tu rutina.
5. Plazos reales: Es regla de oro aunque nadie la cumpla. Comprometerse con trabajo imposible de hacer es irte de cabeza en el pozo de la desesperación. Ordenando tu agenda sabrás cuál es la fecha ideal para entregar el trabajo a tiempo y cumplido. 
5. 

También le puede interesar

COMENTARIOS

Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Publicaciones Semana. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.
Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.