COMENTARIOS

Adicción al sol

Estar moreno a perpetuidad, incluso en invierno, se ha convertido en una obsesión en aumento para muchos, son personas que sufren tanorexia, un síndrome de adicción al sol y a los rayos uva, con los que buscan un perenne bronceado, que nunca ven suficiente, advierte el investigador Josep González Castro.