COMENTARIOS

La artífice de una fiesta citadina

Revista Fucsia

La artífice de una fiesta citadina ©Johan Beltrán/14

Ana Marta de Pizarro llega a su tercera edición como directora del Festival Iberoamericano de Teatro. Entre sus desafíos está el de hacer sentir a los bogotanos orgullosos del evento y que lo sigan viviendo como la gran fiesta de la ciudad.

Ana Marta de Pizarro conversó con la Revista Fucsia, en medio del agetreo que le da estar ad portas del Festival Iberoamericano de Teatro. Sobre esta nueva versión, conversó con nosotros.

¿Qué ofrece la escena teatral que no se encuentra en ninguna de las otras artes?

La posibilidad de ver representado el universo del quehacer humano en todas sus facetas: algunas trágicas, otras cómicas, pero todas muy humanas. El teatro es, como dice un amigo, el aquí y el ahora.

¿Por qué es significativo para Bogotá el Festival Iberoamericano de Teatro?

La vida de la ciudad cambia. Nos convertimos por unos días en el ombligo de las artes escénicas del mundo; medios culturales de muchos países hablan de Bogotá durante 17 días; el público tiene la oportunidad de ver propuestas a unos precios razonables o de manera gratuita en las calles y parques. El ambiente cambia al punto que, según nos ha informado la Policía, los índices de delincuencia disminuyen durante los años en los que se realiza el festival.

¿Cuál fue la anécdota más valiosa del proceso de búsqueda de las obras?

Cuando fui invitada por la compañía de Finzi Pasca a Montreal, al estreno mundial de La Veritá, y durante la función se bajó el telón, un lienzo de Dalí. Yo, que soy de lágrima fácil, no pude contenerlas.

¿Cómo va a ser la participación de los creadores jóvenes?

Estamos viviendo una “primavera teatral” dada por la multiplicidad en la participación de jóvenes dramaturgos y directores que habitan espacios no convencionales y salas con propuestas novedosas que le hablan a su público de manera directa, en un lenguaje actual.

Inauguran con un musical brasileño. ¿Qué otros atractivos trae esta versión?

Las nuevas obras de grandes directores que ya han estado presentes en el Festival como Donnellan, Pandur, Wilson y Pasqual, de algunos que han dirigido o participado en las ceremonias de Juegos Olímpicos como Shen
Wei y Daniele Finzi Pasca, cuyo espectáculo La Veritá se lleva a cabo con el fondo de un telón de Salvador Dalí que estuvo perdido por años. Finzi Pasca, dramaturgo suizo, es considerado el sucesor del noruego Henrik Ibsen.

Consejos para elegir la obra adecuada.

Por un lado, que los espectadores piensen en lo que les gusta y en aquello con lo cual se sienten cómodos, bien sea comedia, danza, circo, cabaré, drama u otro, y que revisen bien la programación. Pero, por otro lado, que sean audaces y exploren cosas que no conocen a través de las cuales pueden vivir nuevas experiencias y abrirse a nuevas perspectivas.

En dos palabras, ¡déjense sorprender!

3 obras

1. LA NIÑA DEl DRAGÓN
China
Un espectáculo para los niños.

2. BODAS
DE SANGRE
Corea
Estreno mundial de una obra especialmente creada para el Festival.

3. SOLOS
Francia
Es de Wajdi
Mouawad, uno de los grandes dramaturgos contemporáneos.

También le puede interesar

COMENTARIOS

Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Publicaciones Semana. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.
Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.