COMENTARIOS

J.Lo Lo que toca lo convierte en oro

Revista Fucsia

J.Lo Lo que toca lo convierte en oro Fotos Cortesía Sony

Nadie detiene a Jennifer López. Tras un exitoso y difícil 2011, la latina más importante del mundo le da un nuevo rumbo a su carrera. Sabe que su nombre es una marca que mueve millones de dólares y se prepara para conquistar los pocos terrenos que aún no conocen el huracán J.Lo. Empieza el 2012 como imagen de Elvive de L’Oréal París.

¿A qué hora descansa Jennifer López? Dos veces a la semana aparece en directo como jueza de American Idol, en los cortes comerciales inunda la televisión con su imagen, su música no deja de sonar en las emisoras, su ropa y perfumes llenan las tiendas y pronto regresará a la pantalla grande. El 2011 fue indiscutiblemente el año de esta superartista, madre, actriz, diseñadora, presentadora y productora. Su nombre figura por todos lados. Fue coronada como la reina del portal de videos You Tube, cuando el videoclip de su éxito On the Floor fue catalogado como el video más visto del año con 405 millones de reproducciones, dejando a su paso a ídolos juveniles de la talla de Justin Bieber y Lady Gaga.

El 2012 no será la excepción. La diva está repleta de proyectos bajo la manga. Ha comenzado el año con el pie derecho: volvió al reality más popular de la televisión, American Idol, en su undécima temporada, en la que seguramente dará de qué hablar nuevamente por su calidez con los participantes y el desfile de modas en que ha convertido el set, en el que luce vestidos que solo le quedan bien a ella. Junto a Randy Jackson y Steven Tyler, J.Lo recorrió ciudades como Savannah (Georgia) donde, cuenta, encontraron talento que vale la pena dar a conocer.

Otra nueva aventura en la que se embarcó la actriz neoyorquina fue el reality busca talentos, ¡Q’ Viva! The Chosen, producido por ella misma, en compañía de su exesposo y padre de sus hijos, Marc Anthony, y el coreógrafo Jaime King. Recorrió toda Latinoamérica en busca de cantantes y bailarines que representarán lo mejor de la cultura hispana. Para esto, Jennifer fue hasta Santiago de Chile, Lima y Montevideo, en donde llegó a los hogares de los participantes que tendrán la oportunidad de viajar a Los Ángeles a formar parte de un show de música latina jamás antes visto.

Durante su estadía en Chile, J.Lo dejó ver una vez más ese carisma que trasciende su fama, cuando un grupo de fanáticos la esperaba a las afueras del hotel Ritz Carlton, donde se hospedaba, y ella, sin apuros, bajó para tomarse fotos con ellos y saludarlos. “Es muy cálida, es preciosa, tiene una piel de ensueño”, comentó una de las afortunadas que conoció a la intérprete de Get Right.

A pesar de su reciente separación del también cantante Marc Anthony, Jennifer ha sabido separar muy bien el trabajo de su vida sentimental. Para las grabaciones de ¡Q’Viva! The Chosen, los padres de Maxx y Emme han tenido que compartir vuelos, estar frente a las cámaras y la prensa más de lo que lo hacían mientras fueron pareja. El productor ejecutivo del programa, Michael Herwick, resaltó que no han habido problemas entre ellos. “Trabajan juntos de forma brillante, son muy profesionales y han mantenido una relación amigable para llevar a cabo este sueño”.

Aunque su matrimonio es cosa del pasado, los dos han dado ya un paso adelante reanudando sus relaciones afectivas con nuevas parejas, ambas más jóvenes que ellos. López con Casper Smart, uno de sus bailarines, de 24 años, con el que se le ha visto desde diciembre pasado en las playas de Hawai; y él, con la modelo venezolana Shannon de Lima, de quien ha compartido varias fotos y mensajes vía Twitter.

Pero el mundo de J.Lo no se limita solo a la televisión. Ella ha sabido cómo sacarle provecho a su nombre con millonarios contratos publicitarios que la han posicionado nuevamente en la esfera pública, en tiempos en los que Kim Kardashian y Kate Moss se apoderan de las grandes marcas. Con 42 años, López es la imagen mundial de la marca de cuidado capilar Elvive de L’Oréal París. Los comerciales donde luce su hermoso y fuerte pelo le han dado la vuelta al mundo y la han ubicado nuevamente en las listas de las mujeres más hermosas del planeta.

También es la imagen del nuevo automóvil Fiat 500 Cabrio, que aparece conduciendo en el videoclip de su último sencillo, Papi, y que fue estrella en su recordada presentación en los American Music Awards. Además, también aparece en la campaña de teatros en casa de Harman Kardon, la colección para niños de Gucci, en la que sus hijos Maxx y Emme le hacen compañía; y la cerveza argentina Brahma. Por si fuera poco, para este 2012 la cantante continuará siendo la imagen de la Casa española de joyería y accesorios Tous, y la embajadora mundial de la línea para mujeres de Gillete.

Jennifer tampoco abandona el mundo de la moda. Su colección para la tienda por departamentos Kohl’s, que lleva su nombre, ha sido un éxito. Para esta temporada sus blusas estampadas, vestidos asimétricos y plataformas doradas le harán la competencia a la línea de ropa de Sofía Vergara para Kmart.

Aparte de su ocupada vida frente a las cámaras, la diva latina más querida en Hollywood todavía ocupa un lugar en la mente de muchos cinéfilos, bien sea por su interpretación de Selena o el fracaso de Gigli junto a Ben Affleck. Pero Jennifer ha considerado mucho mejor sus papeles desde entonces y se ha vuelto más exigente. En mayo de este año regresa a la pantalla con What to Expect when You’re Expecting, la adaptación al cine del best-seller con el mismo nombre que narra las experiencias positivas y negativas de varias parejas que se preparan para la llegada de un bebé. Al lado de Cameron Díaz, Elizabeth Banks, Mathew Morrison y Dennis Quaid, Jennifer interpretará a Holly, una mujer que sueña con tener un bebé y adopta a un niño en Etiopía.

Pensando en sus gemelos de tres años, Jlo prestó su voz para la película animada La Era del Hielo 4: Deslizamiento Continental, en la que le dará vida a Shira, una tigresa dientes de sable, que acompañará a los ya conocidos personajes de la popular saga infantil. No contenta con las dos películas que tiene para estrenar en los próximos meses, Jennifer actuará junto a Jason Statham en el thriller Parker, en la que encarna a la cómplice de un ladrón en Florida. Y eso no es todo, también se encuentra en negociaciones para interpretar a la matriarca de la droga, Griselda Blanco, en la cinta Cocaine Cowboys, que narra el furor que tuvo el tráfico de cocaína en los años 70 en Miami. El rodaje de este proyecto comenzaría el próximo verano y compartiría el set con Mark Wahlberg. Y la lista continúa. También es una empresaria muy respetada en el mundo del espectáculo. Su propia productora, Nuyorican Productions, alista una serie para la cadena MTV que llevará el título de Amigas, Inc.

Este nuevo show, dedicado al público latino, seguirá la vida de cuatro chicas de Miami que montan un negocio de organización de fiestas de quince años. “Estoy muy emocionada de llevar Amigas a la televisión y compartir esas experiencias culturales de ser latina que son universales para todos nosotros. Espero que esta serie entretenga a todas las audiencias e inspire a mis fanáticos a perseguir a toda costa sus sueños”, apuntó J.Lo tras recibir luz verde de MTV para transmitir su proyecto en septiembre próximo. Mientras Jennifer equilibra muy bien todos sus compromisos, tampoco descuida su carrera como cantante. La revista Billboard calificó su reciente álbum, Love  , como el regreso musical del año. Las excelentes ventas y sus canciones en la cima de los charts, la impulsaron a preparar su álbum de grandes éxitos en el que incluirá temas inéditos y celebrará una década en la industria musical con canciones que la hicieron famosa, como Waiting for Tonight, Love Don’t Cost a Thing y Jenny from the Block. Ante la constante petición de sus fanáticos de verla en vivo interpretando sus himnos bailables, ella misma se ha propuesto la tarea de organizar una gira de conciertos por primera vez en su vida y darle la vuelta al mundo con su música a mediados de este año.

Aunque los honores le sobran, la latina más influyente de todos los tiempos también tiene sueños. Una de sus metas es ganarse un Oscar, un Grammy y un Tony, tal como sus ídolos, las actrices Rita Moreno y Barbra Streisand lo han conseguido. La chica del Bronx recuerda con emoción cuando su maestra de segundo grado le regaló un tarrito de escarcha deseándole una vida brillante. Pero ella ha sabido brillar más que la misma escarcha. El paseo de la fama en Hollywood le dará la bienvenida a su nombre en los próximos meses, otorgándole la estrella que inmortaliza a las leyendas vivas del entretenimiento en reconocimiento a su vida y obra en el mundo de las artes.

También le puede interesar

COMENTARIOS

Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Publicaciones Semana. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.
Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.