COMENTARIOS

Lente a la fija

Lente a la fija Lente a la fija

Si quieres acertar escogiendo el fotógrafo y preservando tus fotos de la mejor manera, ten en cuenta los siguientes consejos en la mira.

Juan Felipe Rubio y Valeria Duque conforman una pareja de fotógrafos realmente notable. Durante la celebración de un matrimonio, ella está con la novia desde el momento en que ésta empieza a arreglarse, mientras que él hace lo propio con el novio. La ventaja es que se unen la visión estética de Valeria con la inclinación a la reportería de Juan Felipe en la firma Efeunodós, que corresponde a ‘F 1, 2’, la posición del diafragma en la que éste se abre en un ángulo más amplio.

FUCSIA-Novias les preguntó sobre cuál es la mejor manera de conservar y preservar las fotografías de este acontecimiento único, y ellos, que le han entregado a algunos de sus clientes recientes un libro con la historia del día de su boda, hablan con propiedad de esta nueva propuesta: “Es un libro que se puede llevar a todas partes, con la ventaja de que, a diferencia de un álbum, no se desbarata con el uso. En ese libro que entregamos a los novios dentro del valor estipulado en el contrato, incluimos detalles del evento, nos basamos, por ejemplo, en el color y la letra de las invitaciones para incorporar ciertos recursos de diseño”, dice Juan Felipe.

Ahora que están en boga los matrimonios temáticos, los fotógrafos tienen un panorama más amplio ante sí. Pero, igualmente, se impone hacer gala de una mayor versatilidad para hacer que esa temática quede reflejada en las fotografías: “Hace poco acudimos en nuestra calidad de fotógrafos, además de amigos, al matrimonio de una pareja que siguió una de las usanzas más simbólicas de la tradición japonesa, cual fue la de incluir grullas de origami en la decoración del lugar donde se casaron. Los mismos novios elaboraron en esta técnica una gran cantidad de grullas, aves migratorias que permanecen juntas, en pareja, de por vida. Entonces, nosotros incorporamos este símbolo en el álbum que hicimos para ellos”, cuenta Valeria.

Imagen imperecedera
Juan Felipe y Valeria comentan que los materiales fotográficos son cada vez más confiables, porque la tecnología digital permite, por ejemplo, que las fotografías pasen por un escáner que las reproduce con fidelidad y óptima calidad, y los papeles y tintas que se utilizan en este proceso garantizan 200 años de durabilidad. Sí, 200 años, duran más que una vida promedio y, desde luego, mucho más que los recuerdos que pasan de generación en generación.

Los álbumes de cartulina negra, muy tradicionales y de uso frecuente para conservar las fotos de un matrimonio, siguen en uso, y los materiales empleados en fabricarlos forman parte de los servicios que prestan muchas empresas especializadas en preservar ese momento irrepetible. Los socios de Efeunodós recomiendan que, bien sea que las fotos hayan sido impresas en papel brillante o mate, lo único es evitar que éstas permanezcan expuestas a la luz natural. Por lo demás, dice Valeria que “los fotógrafos seguimos disparando mucha película análoga, porque las cámaras analógicas ofrecen muchas posibilidades estéticas y artísticas. No, la película fotográfica no ha muerto”.

Antes de contratar a un fotógrafo
Revisa el portafolio de cada profesional. No hay nada más revelador, que ver cómo son sus fotografías.  Revisa el contrato es importante que se  detallen tanto los deberes de un fotógrafo y las especificaciones del trabajo al que se compromete, como las condiciones de pago y fecha de entrega de las fotos, el álbum o el libro. Habla con gente a la que esta persona o firma le haya prestado este servicio. Indaga sobre su cumplimiento, precios y comportamiento decente e idóneo.


También le puede interesar

COMENTARIOS

Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Publicaciones Semana. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.
Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.