COMENTARIOS

Moda en tiempos de guerra y recesión

Fucsia.co

Moda en tiempos de guerra y recesión Imagen: © IWM.

Prendas que se adaptaban a diversas ocasiones, enterizos o los famosos turbantes fueron invenciones de las crisis del mundo. Una exposición nos demuestra por qué guerra y moda no son temas incompatibles.

Moda y guerra parecen ideas incompatibles. Sin embargo, aunque no lo creas, la Segunda Guerra Mundial inspiró prendas y tendencias sumamente innovadoras.

Ese es el planteamiento de la exposición ‘Fashion on the ration‘, abierta hasta el 31 de agosto en el Museo Imperial de la Guerra, en Londres.

Entre 1941 y 1949 había un límite de prendas para comprar por persona. Igualmente, los insumos para confección eran escasos, así que hombres y mujeres hicieron uso de la creatividad y lograron vestirse con mucho estilo pese a las dificultades de la guerra.

Si bien podríamos pensar que en momentos tan duros era difícil pensar en vestirse y verse bien, "se creía que si una persona no se preocupaba por su apariencia, era símbolo de una moral baja", explica a The Telegraph Laura Clouting, curadora de la exposición. 

Estas fueron algunas claves de estilo en tiempos de guerra:

1. Diseños sencillos


Durante la época de la Segunda Guerra Mundial se buscaba crear prendas sencillas.  Se implementó el Plan de Prendas Utilitarias, para hacer piezas con especificaciones precisas sobre diseño que permitieran ahorrar costos y materiales.


Tienda de prendas utilitarias en 1942. Imagen: Imperial War Museum.


Estas prendas fueron recibidas con mucho éxito y son piezas que difícilmente perderán vigencia.


La actriz Deborah Kerr modelando prendas utilitarias. Imagen: glamourdaze.com.


2. Prendas multiusos

Ante la amenaza de una guerra de gas, las autoridades británicas repartieron cerca de 40 millones de máscaras protectoras.

Los fabricantes de accesorios tomaron nota y crearon objetos como este bolso que permitía guardar la máscara de una forma mucho más atractiva.



Imagen: © IWM.


3. Accesorios brillantes
Para protegerse de la invasión alemana, el gobierno británico convocaba apagones. El Estado invitaba a las personas a vestirse de blanco para ser más visibles.

En este contexto, se crearon accesorios como broches y botones que brillaban en la oscuridad para que fuera más sencillo identificar a las personas que estuvieran cerca.


Imagen: © IWM.

4. Prendas útiles


Hoy, los llamados enterizos o ‘jumpsuits‘ están en auge, pero durante la Segunda Guerra Mundial fueron más que una tendencia. Eran llamados ‘siren suits‘ y permitían cambiarse rápido en caso de una emergencia.


Imagen: Tumblr.

Algunos de ellos tenían un panel abajo para que fuera sencillo ir al baño si la ocasión así lo requería.  Hasta el Primer Ministro, Winston Churchill, usó esta prenda.


Imagen: Churchillcentral.com.


5. No olvides el maquillaje 

La industria del maquillaje tuvo un crecimiento importante durante la guerra, pues era un elemento que ayudaba a las mujeres a verse más bellas y a levantar su moral en tiempos difíciles.

Imagen: © IWM.

La escasez de suministros no fue un obstáculo para las mujeres que querían verse lindas. Al mejor estilo de Orange is the new black y guardando las proporciones de la circunstancias, el betún de zapatos era usado como máscara de pestañas, y jugo de remolacha hacía las veces de pintalabios.


6. Prendas en la cabeza

Debido a que los hombres estaban combatiendo en la guerra, muchas mujeres debieron reemplazarlos en trabajos industriales.


En esta pieza estadounidense de propaganda de guerra, vemos la tendencia del pañuelo. Imagen: studenpulse.com.

Los turbantes y pañuelos en la cabeza eran un gran forma de mantener el pelo a raya durante el trabajo, así como de dar un poco de color y sello personal a los atuendos


7. Hazlo tú mismo

Debido la escasez de prendas, el Estado británico  lanzó la campaña ‘Make Do and Mend‘, para enseñar a las personas a cuidar sus prendas y a dar un nuevo uso a las piezas que ya tenían.


Imagen: © IWM.

Era frecuente que se hicieran vestidos a partir de sábanas o cortinas o que se adaptara una misma prenda para diferentes ocasiones.


Era frecuente que prendas como uniformes se usaran en diferentes ocasiones,
como en esta boda de 1945.
Imagen: © IWM.


Más sobre esta exposición aquí.

También le puede interesar

COMENTARIOS

Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Publicaciones Semana. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.
Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.