COMENTARIOS

El spa del día anterior

El spa del día anterior Fotos: Cortesía Shambala

Sumergirse en las cálidas delicias de un spa nunca estará de más para una novia. Aquí, algunas alternativas a la orden del día.

Las virtudes relajantes de un spa se ponen a prueba cuando la novia, en los días previos a su matrimonio, resuelve ponerse en manos de profesionales, expertos en practicar procedimientos que la ayudan a llegar como nueva al día de su boda. A continuación, algunas opciones novedosas para llegar con ánimos renovados, en cuerpo y alma, al día del feliz acontecimiento.

Shambhala: un spa para el alma
Los masajes de Shambala integran herramientas holísticas y remedios naturales para el restablecimiento de las energías. Los hay de limpieza y alineación energética, a base de hierbas medicinales como salvia, romero, ruda, menta y eucalipto. El masaje holístico despierta diferentes sensaciones a través de hierbas, aromas, sonidos, mascarillas de plantas y cristales que relajan y revitalizan. El ‘californiano’ transmite energía a través de la toma de conciencia de sí mismo, el ‘tailandés’ favorece un trabajo corporal para restablecer la energía vital y reequilibrar los aspectos físicos, mentales y emocionales.

Un masaje muy especial es el aplicado según el elemento que corresponde al signo zodiacal de la novia (Tierra, Agua, Aire o Fuego), basado en el calendario de los mayas, sincronizado con los elementos.

La novia o la pareja pueden escoger la mascarilla corporal y esencia que quieran trabajar. Las hay relajantes, a base de aguacate, agua de rosas, fresas y miel. Las mascarillas de apertura contienen manzanilla, salvia, pino y eucalipto. Las de liberación, hierbas amargas, una mezcla de plantas medicinales que liberan de situaciones de estrés.

Hay, igualmente, mascarillas de nutrición con hierbas dulces, afrodisiacas de canela, jazmín, pachulí y cedro que, unidas al calor, promueven la activación de la sexualidad, modulando la energía de cada parte del cuerpo. Las de activación masculina están hechas de girasol, albahaca y nuez moscada. Y la más importante de todas, la de la activación femenina, de salvia, rosas, canela y vino.

Shambhala, Spa para el Alma, Cl. 127C Nº1-40 (a pocos minutos de la Cra. Séptima), Tels.: 4777580, 7466801, Bogotá.

OneoOneDay Spa by Hotel 101 Park House
El spa del Hotel 101 Park House ofrece una relajación integral basada en diferentes terapias wellness, que consisten en combinar diferentes técnicas para alcanzar un descanso físico y sicológico, basadas en variedades de aceites de plantas, flores y hierbas que desintoxican, como los masajes de chocolate, café y piedras Sabai, técnicas que, según los expertos, rejuvenecen, mantienen la serenidad y el buen humor, eliminan la tensión, la fatiga y el dolor.

La Kerala es una terapia de relajamiento cervical que se concentra en hombros, cráneo y músculos del rostro. Por otra parte, las futuras novias podrán encontrar un ritual completo de preparación para ese importante día. Un tratamiento muy especial es el ‘Piel de seda’, un baño blanco a base de frutas tropicales que deja el rostro luminoso y radiante gracias a la perla dorada.

El Hotel 101 Park House, a través de la ‘Cultura del sí’, implementada en los últimos cinco años para sus huéspedes, ha ganado reconocimientos como el World Travel, catalogado por el diario The Wall Street Journal como “el Oscar de la industria de viajes y turismo”. Este nuevo reconocimiento llega después de que el hotel obtuvo el Five Star Diamond Award, otorgado por la Academia Americana de Ciencias de la Hospitalidad de New York, una de las organizaciones más importantes en el mundo en la calificación de la excelencia en los viajes, gastronomía, productos y servicios de lujo.

OneoOneDay Spa by Hotel 101 Park House, Cra. 21 Nº101-10, PBX: 6000101, Bogotá; spa@101parkhouse.com

También le puede interesar

COMENTARIOS

Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Publicaciones Semana. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.
Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.