COMENTARIOS

Hombres y Vibradores

Luisa Torres

Hombres y Vibradores Hombres y Vibradores

Para sorpresa de muchos y de muchas, los hombres también pueden jugar con un vibrador…

 

 vibrador380.jpg

 

Estamos acostumbradas a que los hombres solo utilizan los vibradores para estimular a su pareja durante el juego sexual. Pero puede que gracias a alguna mujer o a alguna experiencia haya descubierto las sensaciones placenteras que este utensilio puede proporcionarle. Algunos hombres se resisten en admitir lo mucho que les gusta, otros sienten que el vibrador es una amenaza contra su masculinidad, y otros no tienen ningún problema en aceptar un juguete en sus relaciones sexuales.

 

Para los casos en los que el hombre no está familiarizado con un juguete sexual, la mejor opción es un  anillo para el pene como el anillo vibrador. Es  muy cómodo de poner y de usar e incrementa el placer de ambos durante el coito. Por un lado, refuerza la erección masculina y por el otro, sus vibraciones masajean puntos erógenos y estimulan el clítoris. Además mientras se le “coge el tiro”, la risa está garantizada, lo que contribuye a que el momento sea relajado y libre de tensiones.

 

Existen otras posibilidades como los vibradores de dedo, que son juguetes que invitan a que ambos participen y den rienda suelta a su fantasía. El  Fukuoku 9000, por ejemplo, tiene una impresionante potencia vibratoria apta para estimular todos los puntos de placer. El Forefinger Delight, tiene varios cabezales con diferentes formas de animales que se pueden cambiar fácilmente para provocar diferentes sensaciones.

 

Pero si lo que quieren es probar juguetes sexuales y no saben cómo abordar el tema, una buena opción es la de los juguetes “inocentes” pero de poderosa vibración, con los que se puede rozar y masajear el cuerpo para disfrutar de las zonas erógenas. Algunos de éstos son los juguetes para baño como el pato amarillo o el gusanito vibrador.

 

A continuación describiré seis formas de incorporar los vibradores a los juegos de pareja, comenzando con una breve instrucción sobre la técnica básica de masturbación masculina con un vibrador.

 

Técnica Básica

Empieza con la velocidad mínima. Pasa el vibrador a lo largo del tronco del pene y luego presiónalo contra la base, el escroto y el perineo. Prueba velocidades más rápidas y presiones más firmes. Puedes experimentar un orgasmo más intenso si resistes la tentación de terminar con una masturbación manual. El vibrador bien utilizado, permite prolongar el orgasmo.

 

Vibrador para dos

 

  1. Pueden darse un masaje  mutuo con el vibrador. Bájalo por todo el cuerpo tomándote tu tiempo para recorrer cada espacio de la piel, hasta llegar a los genitales. Repite este movimiento varias veces para que todo tu cuerpo y el de tu pareja queden “electrificados” .

 

  1. Utiliza el vibrador para variar la estimulación mientras acaricias los genitales de tu pareja.  La mujer puede ponérselo en el dorso de la mano con la que sujeta el pene de su pareja. El hombre puede hacer lo mismo mientras acaricia el contorno de la vagin a de su pareja.

 

  1. Estimula el perineo del hombre o de la mujer con un vibrador pequeño, como el Pocket Rocket durante la estimulación oral o manual.

 

  1. Utiliza el vibrador del punto G o acopla un accesorio para  el punto G en un vibrador multiusos para estimular la **bleep** durante el coito.

 

  1. Si te gusta el sexo **bleep**, utiliza un vibrador especial para ésta parte. Lo puedes utilizar mientras le acaricias los genitales a tu pareja o realizas una felación. El hombre puede hacer lo mismo con su pareja mientras le practica sexo oral o le estimula el clítoris manualmente. Elige un tamaño reducido y empieza con la velocidad mínima. No olvides utilizar lubricante.

 

  1. Pon un vibrador en forma de varita entre los cuerpos de ambos durante el coito. El hombre notará vibraciones indirectas a lo largo del pene dentro de la **bleep** mientras la mujer se estimula el clítoris.

También le puede interesar

COMENTARIOS

Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Publicaciones Semana. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.
Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.