COMENTARIOS

6 consejos para personas tímidas que buscan pareja

Fucsia.co

6 consejos para personas tímidas que buscan pareja Foto: Ingimage

Las habilidades sociales en una persona tímida pueden oxidarse con el tiempo. Te mostramos 6 maneras para que venzas la inseguridad y el temor y, ¿por qué no? que te abras al amor.

La timidez, la inseguridad y el temor pueden llevarnos a no tener contacto social y eso hace que nuestras habilidades se oxiden y que nuestras posibilidades de encontrar pareja se reduzcan.

Hay quien incluso, bajo este supuesto, piensa mejor en renunciar a encontrar el amor y resignarse a estar en soledad para siempre. No tiene nada de malo estar solo (sin estar aislado por supuesto), pero esto tiene que ser producto de una decisión consciente y no de una circunstancia indeseada.

Si las oportunidades se reducen porque vas de tu casa al trabajo y viceversa; si no tienes muchos amigos con los que salir, o entre ellos ya no hay prospectos, creo que no hay por qué empezar a pensar que esto del amor no es para ti.

Bien podrías abrir tus opciones conociendo a alguien online y de ahí partir para establecer una amistad o quizá hasta algo más. Incluso quizá hay alguien que hoy conoces y a quien te gustaría acercarte para conocerse más. 

Resulta muy conveniente, para empezar a manejar las habilidades sociales olvidadas, establecer primero contactos a través de medios alternativos y luego ya pasar al encuentro uno a uno.  Ya sea que lo hagas online o estando presente.


Foto: Ingimage

Esta podría ser guía para comenzar o recomenzar:

1. Usa la honestidad

A veces la persona tímida o introvertida no se siente tan segura consigo misma y cree que presentarse como una persona "mejor" (más culta, más a la moda o más "conocedora") hará que a otro le guste más. La realidad es que si buscas una relación estable y satisfactoria es mejor que te muestres más como tú eres.

Siempre habrá alguien que le guste lo que a ti, así sea dormir hasta el mediodía los fines de semana.  Incluso un estudio demuestra que la honestidad percibida en una persona hace que se incremente la percepción de su atractivo físico.


2. Haz preguntas

No sólo te limites a escuchar o sólo a hablar en un encuentro, así sea con fines de amistad. Interésate por la otra persona, pero ve paso a paso. No se trata que hagas un interrogatorio en una sola sesión y aprovecha comentarios o situaciones que te den pie a indagar más acerca de la otra persona.

A muchos nos gusta contar nuestra historia y que nos escuchen. Por supuesto, puedes empezar con preguntas que te hagan saber si tú y esa persona son afines en temas relevantes para ti; por ejemplo, mascotas, actividades de fin de semana o hasta cómo se lleva con su familia.

3. Presume un poco

Muchas personas introvertidas o tímidas no quieren hablar de sus logros por temor a parecer presumidas. Pero la realidad es que hablar un poco de lo que nos gusta, de aquello para lo que sabemos tenemos cierto talento o incluso de algunos logros que hayamos tenido, le permite al otro conocernos más y mejor.

Como en el punto anterior, aprovecha oportunidades para hacer mención de esto sin abusar, pero sin callarte aspectos de ti que te hacen sentir orgulloso y que son verdad.


Siempre compórtate como eres realmente. Actuar como otra persona para agradar nunca es una buena estrategia. Foto: Ingimage

4. Actúa natural

A veces estamos nerviosos durante un nuevo encuentro.  Eso nos hace actuar de maneras extrañas a lo habitual como con indecisión o hasta tartamudeando. Deja de buscar "no fallar" o actuar de manera "adecuada". Observa cómo se comporta la otra persona, así aprenderás de sus hábitos y gustos, y tú toma el camino natural, que suele ser el más simple; se tú mismo. Elige lo que te gusta, habla de lo que sabes y comparte lo que tú piensas. Simple.

5. Toma tu tiempo

Las relaciones, incluso las de amistad, llevan tiempo para fortalecerse y avanzar. No todas las personas que pasan por nuestra vida van a quedarse en ella y esto tiene distintas causas que, en general, no tienen tanto que ver con nosotros y más con la otra persona y lo que quiere y espera.

Evita presionar, deja que las cosas fluyan con naturalidad, pero no te escondas o desaparezcas. Mantén un interés abierto en la otra persona, si lo tienes, y deja ver tu intención e interés de mantenerte cerca de ella.

6. Expande tu zona de confort

Si tomas los puntos anteriores, recuerda que muchas veces hacer algo así puede hacerte sentir no con tanta comodidad, pero eso es una buena señal. Cuando una situación te parece ligeramente incómoda, es que estás en las fronteras de tu zona de confort. No se trata de abandonarla, sino de expandirla, poco a poco, experimentando algo nuevo cada vez.
 
* Mario Guerra
Asesor de Match.com

También le puede interesar

COMENTARIOS

Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Publicaciones Semana. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.
Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.