COMENTARIOS

Las 5 mentiras que nos decimos tras el fin de una relación

Fucsia.co

Las 5 mentiras que nos decimos tras el fin de una relación Foto: ingimage

Después de experimentar un rompimiento amoroso viene una serie de cuestionamientos en los que el cerebro construye falsas suposiciones, como método de autoprotección.

“¿Qué hice mal?"y  “pude haber actuado de otra forma” son tan solo algunos de los interrogantes que quedan tras una ruptura amorosa y más aún cuando cuando es inesperada. No obstante, en este caso, dar paso a los porqués no es la mejor manera de afrontar la pérdida del ser amado. Huffington Post elaboró un top de los cinco más usuales:

“Podemos arreglarlo”: las piezas rotas no se pueden unir de nuevo, por más pequeño que haya sido el daño. No es necesario autoconvencerse de que lo que está destruido aún tiene arreglo, pues aunque se intente recuperar siempre quedará una secuela. Así lo asegura el reconocido psicólogo y terapeuta de pareja Walter Riso: "Cuando estás en una relacion en la que no te aman como quisieras o no te respetan, pero sigues allí aferrada (o) pese a todo, esperando el milagro de una resurrección imposible, pasaste los límites del amor razonable e inteligente" .

“No pensé que las cosas estuvieran tan mal”: reza un dicho popular que “los polos opuestos se atraen”, pero definitivamente no son garantía de una relación duradera. Por esta razón es preciso analizar si a futuro las diferencias serán tan conciliables como en el presente.

“Todas las relaciones son de trabajo”: en una relación es necesario no forzar nada. Todo se debe dar con naturalidad, así que al intentar “trabajar” en esta se terminará convirtiendo en una obligación mas no en una experiencia agradable y enriquecedora.

“Debí haber esperado hasta las vacaciones”: esperar hasta el aniversario, el cumpleaños de la pareja, Navidad o, un sin número de ocasiones especiales, para no cortar, es una de las preguntas que se hacen antes del rompimiento. Y qué decir el sin sabor que deja, por ejemplo, un aniversario posterior a terminar la relación.

“Voy a terminar solo”
: este es uno de los cuestionamientos más carentes de sentido que las personas se hacen al terminar una relación. Estar con la persona equivocada por el simple hecho de no sentirse solo no es falta de amor al otro sino a sí mismo. Así que, si se analiza la situación con cabeza fría, la única persona por la que se debe ser feliz es por uno mismo, mas no poner la felicidad y la realización personal en manos de otro que, tarde o temprano, se puede ir sin decir adiós. "Si ya no te quieren, aprende a perder y retírate dignamente", asegura Walter Riso.

También le puede interesar

COMENTARIOS

Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Publicaciones Semana. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.
Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.