COMENTARIOS

Jean Harlow, la inspiración de Marilyn Monroe

Fucsia.co

Jean Harlow, la inspiración de Marilyn Monroe Foto: Pinterest

Las décadas de los años 20 y 30 fueron testigos del nacimiento de una estrella del cine, cuyo legado no solo quedó en el cine, sino que además fue la inspiración de divas como Marilyn Monroe. La recordamos cuando se cumplen 57 años de su muerte.

También conocida como la “vampiresa risueña”, Harlow, cuyo nombre real era Harlean Carpenter no se resignó a ser una actriz de mediana talla, sino que se atrevió a tocar las grandes puertas de la industria del cine estadounidense.

Fue conocida como la primera rubia platinada de Hollywood, además de ser admirada por su peculariar estilo, que mezclaba sensualidad y elegancia. Sus 1,56 metros de estatura no fueron impedimento para que se convirtiera en una superestrella del cine a sus 21 años (1932), cuando firmó un millonario contrato con la Metro Goldwyn Mayer (MGM).

Al estilo de Jean Harlow

Mucho antes de que la diva, Marylin Monroe revolucionara la pantalla grande, Harlow era el centro de atención de la prensa, y no solo por su talento, sino por su melena característica, que llegó a ser tendencia de la época.

Durante el auge de su carrera, las salas de belleza empezaron a tener en común una única solicitud: tintura de rubio platinado. Las mujeres no solo adoraban su pelo rubio, sino que además querían parecerse a ella.

Y es que Harlow, que era una adepta a la tendencia clásica de la época, se atrevió a salirse de los vestidos de silueta recta hasta la rodilla – de los 20’s- para acortar un poco más las telas y entallarlas a su curvilínea figura.


Foto: Pinterest

Su rostro, cuyas facciones se debatían entre la inocencia y la sensualidad, fue su carta de presentación. Los labios rojos, casi siempre, y delineados en forma de corazón; los ojos, adornados con difuminados dramáticos, y las pestañas voluminosas fueron el foco de la multitud masculina, de la que siempre estaba rodeada.


                                             Foto: Pinterest


Fue tanto su éxito con los hombres que ha sido considerada la primera sex symbol del cine, y no solo por su indiscutible encanto, sino por su gusto por explorar su propia sexualidad. “Me gusta levantarme cada mañana con un hombre distinto al lado", decía sin vergüenza alguna.

 

El final de un ícono

En 1937, a sus 26 años, la actriz falleció a causa de una infección renal, días antes de finalizar el rodaje de la película Saratoga (ver a continuación).




Su vida se apagó pero su legado continuó con  la aparición de Monroe, quien aseguró que Harlow siempre fue su inspiración. Incluso, la autoproclamada 'Diva del pop', Madonna, le rindió un homenaje  en la canción Vogue (1990).






También le puede interesar

COMENTARIOS

Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Publicaciones Semana. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.
Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.