COMENTARIOS

“Para que vuelva el alma al cuerpo”

“Para que vuelva el alma al cuerpo” Hacer ejercicio para mejorar el estado de ánimo no es algo nuevo.

Comprometer no sólo el cuerpo, sino la mente, en los ejercicios para mantenerse en forma, es un buen principio de vida sana.

No es la primera vez que alguien lo dice: entrenadores personales, gimnastas cotidianos y sicólogos de oficio concuerdan en que lo mejor para el cuerpo es un ejercicio que involucre la mente. Quizá sea más sencillo de lo que parece llevar este concepto a la práctica.

Hacer ejercicio para mejorar el estado de ánimo no es algo nuevo. Pero la frase”mente sana cuerpo sano” no es necesariamente un dogma, pues no todos los ejercicios, ni cualquier ejercicio, es indicados para todos. Sí hay, en cambio, disciplinas para cada tipo de personas en particular. Es más: escoger la clase de ejercicio adecuado en el momento incorrecto, puede actuar en contra de la mente.

Así, para lograr esa unión de cuerpo y mente que tanto bien nos hace, hay que ir más allá de lo simplemente físico, encontrar el entrenamiento correcto que calme tu mente, le dé energía a tu cuerpo y haga más llevadera tu vida diaria. La actividad física es un gran desestresante, pero si tu vas de la presión de tu oficina a la alta exigencia de un gimnasio competitivo, puedes sentir que te quemás lentamente, aunque éstas ejercitando tus músculos. Así, sugerinos entrenamientos específicos para cada caso. Elige bien el tuyo.

Para calmar una mente ocupada
Las personas hiperactivas que no pueden dejar de estar en movimiento en ningún momento, deben elegir ejercicios que copen toda su atención y que a la vez le den a su cuerpo algo de balance energético que necesitas. Éstas personas pueden practicar Pilates, Tai chi, yoga, natación, escalada en roca, trote, ciclismo y el baile.

Para desestresar una mente irritada
Nada más reparador de una caminata para reponernos de los problemas diarios o prepararnos para enfrentarlos mejor. Al lado de caminar, jugar tennis o squash, practicar aeróbicos, es ideal para desenredar la madeja que nos ata y nos mantiene angustiados. Estos ejercicios nos dejan exhaustas las glándulas que segregan adrenalina, son muy efectivos para producir un pensamiento positivo.

Para recuperar la energía
Los ejercicios en que la respiración son parte fundamental como yoga y pilates sin una fuente de oxigenación del cuerpo. Además, un entrenamiento moderado promueve el movimiento de los músculos y produce una energía que se irradia al ejercitar la circulación y el aparato digestivo. Además, ejercitar los músculos pone a funcionar también el sistema hormonal, por eso, las mujeres practican estas disciplinas tiene mayores niveles de testosterona en su cuerpo, huesos y músculos más fuertes.

Para relajar el cuerpo cansado
Cuando el cuerpo está lleno de energía, hay que gastarla. Sui uno se siente físicamente ansioso, con el corazón latiendo “ A toda mecha”, si estas sudorosa y tienes tendencia a tener la tensión alta, es bueno hacer un ejercicio vigoroso como las artes marciales, el tae bo o kickboxing.


También le puede interesar

COMENTARIOS

Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Publicaciones Semana. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.
Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.