COMENTARIOS

Cómo mantener los muebles como nuevos

Cómo mantener los muebles como nuevos Cómo mantener los muebles como nuevos, foto: Thinkstock

Adriana Herrera explica en su libro 'Miles de secretos útiles para el hogar' diferentes maneras para conservar los muebles intactos con el paso de los años y después de pequeños accidentes; remedios naturales para el mobiliario de su hogar.

Por RevistaFucsia.com
 
Madera
Resplandecientes:
cuando no hay mucho tiempo para lustrar los muebles de madera, la mejor opción es frotarlos con un trapo humedecido en vinagre. Quedan limpios y brillantes

Disimular rasguños: mojar un trapo y ubicarlo sobre el arañazo, ubicar una plancha caliente a un centímetro del trapo para que se produzca vapor sobre el mueble. Retirar el trapo y lustrar el mueble con betún color madera o transparente.

Borrar círculos de vasos: cuando se ponen vasos húmedos sobre los muebles de madera se forman unas marcas que les quitan belleza, para borrarlas hay que frotar la parte afectada con crema dental, con el sentido de las vetas de la madera. Otra opción es aplicar sobre la mancha un poco de mayonesa, dejar actuar durante ocho horas y luego frotar el lugar con una esponjilla suave.

Si la mancha es de licor, es recomendable frotar el mueble con una mezcla de ceniza de cigarrillo con aceite de cocina o de oliva.

Quemaduras: si por equivocación pones un recipiente caliente sobre el mueble y éste se blanquea, esparce inmediatamente mantequilla (aceite de cocina mezclado con sal también pueden servir) y deja que la madera la absorba, luego aplica una capa de cera natural.

Hendiduras: llenar con agua el hueco dejado por el golpe y dejarla reposar por media hora. Cubrir la madera con papel de lija, dejando la parte rugosa hacia arriba y cubrir la lija con un trapo delgado. Pasar la plancha tibia, cuidando de no tocar con ella la madera, hasta que la hendidura desaparezca.

Grasa: cubrir la mancha con talco, poner encima papel de cocina y planchar cuidadosamente.

Mimbre y bambú
Para evitar el envejecimiento de estos materiales es recomendable lavarlos cuatro veces al año con una solución de agua tibia y sal, dejándolos secar al sol.
Para recuperar su brillo lávalos con una mezcla de agua, jabón y amoniaco.

Cuero
Es recomendable aspirarlos y remover el polvo con frecuencia, para evitar que se ensucien demasiado. Para limpiarlos, desata una mínima cantidad de jabón en agua hasta obtener abundante espuma, aplícala con un cepillo suave y retírala inmediatamente con un trapo húmedo. Otra opción es limpiarlos con un paño humedecido en leche.

Terciopelo
Mezclar una parte de detergente líquido para alfombras y muebles en tres partes de agua hirviendo. Agitar hasta obtener espuma y limpiar los muebles con un paño, enjuaga con un trapo húmedo.



También le puede interesar

COMENTARIOS

Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Publicaciones Semana. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.
Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.