COMENTARIOS

La nueva visión de belleza de Chanel

Revista FUCSIA

La nueva visión de belleza de Chanel Eficacia y estética van de la mano en estas tres cremas que prometen una verdadera renovación bajo el sello de Chanel. Foto: Cortesía.

El último producto para el cuidado de la piel de la casa Chanel llegó a Colombia en septiembre, ocupando un lugar destacado en la boutique de esta marca, Parfums & Beauté, en el aeropuerto internacional de Bogotá.

Desde las épocas de Coco Chanel ha existido una relación histórica entre la belleza y la mujer. Esta marca las conoce a ellas, entiende que cada mujer es única y que, al ritmo de los tiempos, cambian sus hábitos.

La actriz alemana y antes modelo Diane Kruger es la imagen de esta nueva visión de la belleza. “Aspiro a ser el ideal de una mujer Chanel. Gabrielle Chanel era muy moderna, nunca hizo concesiones frente a la moda, la joyería y la belleza que ella representaba”, respondió Kruger en una entrevista.

La velocidad con que transcurre la vida obliga a las mujeres a simplificarse, pero en términos de los cuidados de la piel no renuncian a la eficacia. No importa la raza, el país o el tipo de piel, encontrar soluciones es la tarea que se ha propuesto la firma. Sus creaciones surgen de una visión única, ya sean vestuario, zapatos, bisutería o cremas para que la mujer se sienta bien y se valore a sí misma.

Cuando uno usa algo de Chanel no se transforma, al contrario, es uno mismo, adquiere una belleza propia, una revelación sobre los propios valores”, afirmó Marie-Hélène Lair, portavoz de Comunicación Científica de Chanel, en entrevista exclusiva para la revista FUCSIA en Nueva York.

Los productos y tratamientos se basan en el ADN de Chanel, son creaciones originales basadas en la ciencia y en el conocimiento de la piel, embellecida por nuevos activos de una manera simple, que funciona. La tolerancia es un factor que se verifica constantemente, pues según la experiencia de la casa es casi más importante que la eficacia. Las mujeres sufren cada vez más de piel sensible por culpa de agresiones del medio ambiente como la polución, el cigarrillo, el estrés y los rayos solares, y eso hay que tenerlo en cuenta.

Todos los productos se producen en Francia, en el mismo laboratorio, bajo estrictas normas establecidas por las autoridades europeas y adaptadas a los demás países, sin cambiar sus fórmulas. Expertos como el profesor Donald Ingber, de Harvard, colaboran con los científicos de la firma. Ingber aplica los principios de la arquitectura a la biología. Así como se calcula la tensión en un edificio, el mismo principio rige para la firmeza de la piel.

La mujer está sometida a las leyes de la naturaleza y a ritmos que influyen en sus funciones vitales. Con este precepto en mente, Chanel creó la nueva línea Les Temps Essentieles. Tres productos, Le Jour, La Nuit, Le Weekend, se adaptan a la vida de la mujer actual que mantiene de lunes a viernes un ritmo acelerado y adopta uno propio durante el fin de semana. La piel sufre a causa de esta maratón y esta línea soluciona el desajuste con tres tratamientos complementarios a los productos habituales, que restauran las funciones de la piel independiente de la edad, raza o país de residencia. Cada uno tiene dos activos sincronizadores como el jazmín o la rosa de Grasse. Se alternan cada 24 horas, siete días a la semana, para regularizar la piel.

Marie-Hélène Lair cuenta cómo Chanel ha desarrollado relaciones con algunas ONG en varios países a fin de crear nuevos activos a partir de plantas como la vainilla planifolia, base de la línea "Sublimage", que tiene un poder infinito de regeneración cutánea y actúa en el corazón de la piel revirtiendo los signos de la edad: aporta hidratación, elimina las arrugas y brinda firmeza, luminosidad y uniformidad. Su textura liviana y sedosa brinda un acabado aterciopelado y es ligeramente perfumada.

La camelia y el jengibre azul son ingredientes clave de la línea "Hydra Beauty", compuesta por dos cremas y un suero. La camellia japonica, muy propia de Chanel, propone una especie de “asistencia hídrica” contra la deshidratación y las agresiones. La protección de la piel a base de antioxidantes corre por cuenta del jengibre azul, procedente de las mesetas de Madagascar. Único en el mundo, posee un gran poder antioxidante que actúa como antiinflamatorio. Es una perfecta combinación de moléculas protectoras e hidratantes que controlan la evaporación del agua, un verdadero baño de juventud para las células.

Detrás de la creación de estos productos en los laboratorios de la firma está el equipo científico y los programas que implementa Chanel con las comunidades, para sembrar y recolectar las plantas que contienen estos activos en países como Madagascar e Indonesia, donde desarrollan un modelo de negocio de precios justos que les permite progresar a las mujeres que trabajan allí y a sus familias. La deforestación y las quemas que empobrecen los suelos, problemas frecuentes en estas regiones, obligaron a la marca a implementar planes de reforestación con programas a largo plazo que la abastecen constantemente de materia prima, además de una valiosa labor de sustentabilidad en estas zonas cuyo medio ambiente es muy frágil.

La parte sensorial de los productos es tan importante como la eficacia. Marie-Hélène Lair comenta que, así como se hace en gastronomía, las fórmulas se baten y se les añaden ingredientes para lograr texturas únicas y sensaciones de lujo como las que ofrecen la seda o el cachemir. Luego se perfuman en los laboratorios de Chanel de una manera sutil que no interfiera con la fragancia que usa cada mujer. Se utiliza un perfume muy volátil y desde luego se calcula exactamente el tiempo que este demora en evaporase.

Marie-Hélène Lair explica
que no hay una edad para empezar a cuidarse la piel. Si se empieza pronto esta tardará más tiempo en envejecer.

Lair, además, aconseja limpiarla por la mañana y por la noche; hidratarla y protegerla del sol. En el caso de los productos hidratantes, los resultados son inmediatos: "La piel vuelve a ser carnosa, llena, cambia su textura. Si es un antiedad, tres semanas, que es el tiempo que tardan las células en regenerarse. Chanel no hace falsas promesas", señala.

Una rutina de belleza.
Limpiar la piel por la noche y por la mañana y usar productos antiedad por la noche, pues es cuando la piel se regenera. Los sueros son muy efectivos ya que penetran en las capas profundas.

También le puede interesar

COMENTARIOS

Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Publicaciones Semana. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.
Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.