Gastronomía

Ir de pícnic, un excelente plan para el fin de semana

Fucsia.co, 12/8/2022

Una comida informal al aire libre puede convertirse en un momento ideal para compartir, y aquí en Fucsia te damos los mejores «tips» para lograrlo

Pícnic Literario
Pícnic Literario - Foto: Cortesía Idartes

Cualquier motivo es bueno si se trata de compartir con amigos o con la familia y que mejor si se hace alrededor de un pícnic disfrutando del sol, el aire y la naturaleza.

Y es que un buen pícnic no tiene horario, funciona a cualquier hora del día, desde el desayuno hasta el almuerzo, la merienda o hasta la cena. Además, el lugar donde se organice puede ser muy variado, va bien tanto en la playa como en la montaña, un parque o incluso en tu propio jardín, así que no hay motivo para decirle no a este plan.

Qué llevar a un pícnic

Cuando se va a un día de campo o de pícnic lo mejor es no complicarse para así poder disfrutar al máximo. Aquí te damos algunos consejos que puedes tener en cuenta:

  • Carga con agua suficiente en recipientes no desechables.
  • Si además de agua quieres llevar algo con poco contenido alcohólico puedes llevar botellas individuales de vino o paquetes personales.
  • Utiliza una manta para poner en el piso, ahí te puedes sentar sin preocuparte por ensuciar tu ropa ni contaminar tu comida.
  • Recuerda llevar un par de buenos cuchillos para usarlos en el pan, fruta y quesos.
  • El desinfectante y servilletas son importantes para no ensuciarte las manos antes de comer en este pícnic.
  • Usa platos, vasos y cubiertos reusables para cuidar el medioambiente.
  • Utiliza el tradicional mantel de cuadros.
  • No olvides llevar una bolsa para recoger la basura.
  • Ponte ropa cómoda para caminar y sentarte en el suelo.
  • La canasta es indispensable para guardar y transportar todo lo anterior.
  • Puedes llevar una hielera portátil para mantener a buena temperatura los alimentos y bebidas que lo requieran.

¿Qué tipo de recetas se pueden preparar para compartir en un pícnic?

Quiches y pasteles salados. Nos permiten prepararlos el día anterior en casa y, una vez en el lugar elegido para nuestro pícnic, solo necesitaremos cortarlos. Pueden ser de verduras o de carnes.

Pates y pastas de untar (o “dippear”). Son ideales para acompañarlos de verduras troceadas, tostadas o nachos. Patés de berenjena, de queso, de mejillones, de atún o de legumbres, como el hummus, son un aperetivo ideal para estas salidas.

Ensaladas de legumbres cocidas (lentejas o garbanzos), de quinoa o de sémola con vegetales y un buen aderezo

Carnes frías: ideales para cortarlas en rodajas y servirlas junto con alguna salsa fría de verduras, por ejemplo.

Sánduches: sus combinaciones son infinitas, ya que puedes utilizar el pan que más te guste y armarlos con los ingredientes de tu preferencia.

Lleva un plato de quesos y carnes frías para picar.

Las frutas como las uvas, fresas, frutos rojos, manzanas o mandarinas son la mejor opción para el postre. También puedes llevar dulces.

picnicgastronomíaComidaAire librereuniónFamiliaAmigos