COMENTARIOS

Divas del siglo XX: Romy Schneider

fucsia.com

Divas del siglo XX: Romy Schneider Divas del siglo XX: Romy Schneider

Fumadora, desolada, anhelada, amante del alcohol y solitaria. Ella fue Rose-Marie Albach, una de las principales divas del siglo XX. Te contamos su historia.

 
Por: Revista Fucsia.com

Su madre, Magda Schneider, era actriz y su padre, Wolf Albach-Rhetty, actor. A sus 10 años fue internada en un convento en Austria donde empieza centrar su atención en las obras de teatro que podía ver. Cinco años después haría su primera aparición en la película “Lilas Blancas”.

Después de esto el panorama se empieza a vislumbrar para Romy. Realiza sus dos primeros papeles protagónicos en las películas: “Sueños de circo” y “Los jóvenes años de una reina”.

Romy recorre de la mano de su mamá el mundo del cine, haciendo contadas duplas en la pantalla gigante. Esto la hace empezar a ser reconocida en el mundo del cine aún más. En 1956 es catalogada como la “muchacha más bonita del mundo” recibiendo un premio de Walt Disney por esto.

Esta carrera promisoria terminaría el 29 de mayo de 1982 cuando muere en Paris. A pesar de su corta vida Romy tuvo una filmografía bastante extensa y exitosa y es recordada como una de las mujeres más sensuales de la historia del siglo XX.

Filmografía

Lilas blancas de Hans Deppe, Fuego de artificio, Los Jóvenes Años de una reina, Mi primer amor, Sissi, Kitty, Sissi emperatiz, Monpti, Sissi y su destino, Eva, Scampolo, Muchachas de uniforme, Amoríos, La Bella y el Emperador, Katia, Boccaccio y El Proceso, entre otras tantas.

Si quieres verte como Romy Schneider

Debes tener las cejas delgadas, los labios de color rojo carmesí, cabello color castaño claro, peinado por el centro, mostrar tus hombros con escotes poco profundos pero con la feminidad necesaria para seducir.

También le puede interesar

COMENTARIOS

Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Publicaciones Semana. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.
Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.