COMENTARIOS

Adoptar el apellido del esposo, ¿machismo o amor?

Fucsia.co

Adoptar el apellido del esposo, ¿machismo o amor? Foto: AP

La esposa de George Clooney, una de las abogadas internacionales más respetadas en derecho penal, internacional y derechos humanos, ha adoptado el apellido de su marido, generando polémica entre los que defienden esta práctica y los que la critican.

Amal Alamuddin, la abogada libanesa casada recientemente con el que era el soltero más codiciado de Hollywood, George Clonney, ha abandonado su nombre de soltera para adoptar el de su marido. Así ha quedado reflejado en la página web oficial de Doughty Street Law Chambers de Londres, el  bufete de abogados al que representa. Mira la galería 'Se casó el soltero más codiciado'

El gesto de Amal ha quedado bien referenciado junto a su extensa Hoja de Vida. Y es que la señora Clooney es una reconocida experta en abogacía. Especializada en derecho internacional, derecho penal y derechos humanos, ha sido asesora de ex secretario general de Naciones Unidas, Kofi Annan, y entre sus célebres clientes cuenta con el fundador de Wikileaks, Julian Assange, o Abdullah Senussi, exjefe del espionaje libio durante la dictadura de Muammar Gadafi, acusado de crímenes contra la humanidad.

Los medios de comunicación y las redes sociales se han hecho eco de  este sorprendente cambio de apellido de la señora Clooney, y las reacciones no se han hecho esperar. Por un lado, los defensores de mantener esta tradición como signo inequívoco del amor que se profesan los recién casados. Por otro, las voces críticas que interpretan este gesto como una forma de perpetuar prácticas machistas arcaicas que fomentan la idea de que la mujer es propiedad del hombre; como un símbolo del poder masculino sobre el femenino. Al margen de polémicas, este reemplazo supondrá la pérdida del apellido Alamuddin en la línea de descendencia que puedan compartir en un futuro George y Amal Clooney.

Lo que en la antigüedad era una imposición en gran parte del planeta, en la actualidad, cada vez son más los países que permiten a la mujer elegir el apellido que quiere utilizar después de casada. Incluso los que portaran los hijos que comparta con su marido.

El uso –y cambio- de nombres tras el matrimonio está sujeto a distintas prácticas según el país y la cultura de la persona que toma la decisión de realizar esta permuta. En el mundo angloparlante –hay que recordar que, aunque Amal Clooney nació en el Líbano, ostenta la nacionalidad británica-, es tradición que la mujer adquiera el apellido de la familia de su marido, heredado de su padre, y elimine el de soltera. Así, los hijos del matrimonio reciben únicamente el del progenitor.

Otra mujeres  optan por conservar su apellido de soltera e incluir el de su marido tras este. También hay casos en los que las mujeres adoptan sus nuevos nombres de casadas en ciertas parcelas de su vida personal y conservan el original a nivel profesional.

Este aperturismo se contradice con un estudio realizado en 2009 por el Center for Survey Research de la Universidad de Indiana (Estados Unidos) al respecto. El 70% de las encuestas aseguró que las mujeres deberían adoptar el apellido de sus esposos al contraer matrimonio y el 50% que debería ser un requisito legal.

También le puede interesar

COMENTARIOS

Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Publicaciones Semana. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.
Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.