COMENTARIOS

Los 7 rasgos femeninos que espantan a los hombres

Fucsia.co

Los 7 rasgos femeninos que espantan a los hombres Foto: Ingimage

Un experto establece los perfiles sicológicos más comunes que llevan a una mujer a una una marcada tendencia al fracaso en sus relaciones afectivas ¿Te identificas con alguno?

El sicoterapeuta y coach de inteligencia emocional, Leonardo Amaya, expone en su libro, Guía práctica para vivir en el infierno, seis tipos de personalidades femeninas que, aparte de ser un camino directo a la infelicidad, pueden ser la base de los constantes fracasos en sus relaciones sentimentales.

1. La Pitonisa de la CIA
Según Amaya, ella es una “investigadora por excelencia, solo que ya conoce todas las respuestas”. Sus preguntas son orientadas a que el personaje en cuestión – es decir, su pareja–  sea consciente de que ha sido descubierto.

“Si te preguntas, te arriesgas a que te respondan”, dice el experto.

La Pitonisa tiene cierta tendencia a confirmar compromisos futuros, pues necesita que su pareja le diga que sí quiere estar con ella más adelante, pero, como las relaciones humanas son impredecibles, una pregunta de este tipo ahuyentará al hombre de sus sueños en segundos, pues se sentirá presionado a comprometerse prematuramente.

2. La falsa fácil

“Tapar el sol con un dedo” es su habilidad. Detrás de su aparente actitud zen  hay toda una bomba de tiempo, que puede explotar en el momento menos pensado. Según Amaya, estas mujeres, ante su obsesivo deseo de tener las situaciones de su vida bajo control, optan por adoptar un falso positivismo que, a la larga, es contraproducente.

3. La promotora de la unidad familiar

Este es el tipo de mujer que se esfuerza sobremanera por lograr que su pareja se lleve bien con su familia. Los “sábados familiares” son su plan favorito de fin de semana, por encima de compartir espacios con la pareja.
Estas conductas, antes de unir más a las dos partes, crearán un efecto adverso y, lo que al principio pareciera como una estrecha amistad familia-novio, puede convertirse en una batalla campal.

4. La diva

Es una mujer dominada por sus pasiones. “Seguirle el ritmo emocional es casi como vivir en una telenovela venezolana con cinco protagonistas”, explica Amaya.
Ellas tienden a exagerar cualquier situación por más insignificante que sea, para después darse cuenta de que no merecía una reacción explosiva –como usualmente las tienen–. Su temperamento es totalmente indescifrable, razón por la que las personas alrededor no saben cómo tratarlas (y ni hablar de su pareja).

5. La dama trágica

Es una mártir en nombre del amor. Su conducta más marcada se basa en sacrificarse por los demás, incluso si ellos no lo quieren, lo que, llevado al delirio, resulta ser tóxico para sí misma y para quienes la rodean.
El tema del autosacrificio genera sentimientos de culpabilidad en los otros y, por ende, estas personas se alejarán al no querer participar en este manipulador show de tortura.

6. La bruja de la lista

Además de vivir en las discusiones no resueltas y recriminaciones del pasado, es el tipo de mujer que, por el contrario del perfil anterior, no muestra interés alguno por los problemas de su pareja, lo que la hace caer en un tirano perfeccionismo que, además de demostrar lo infeliz que es consigo misma, la hace incapaz de entender que cometer errores es parte de la naturaleza humana.

7. El síndrome de la reina regente

“Buscar en la aceptación de los otros el valor personal”
es el lema de estas mujeres, quienes, ante su notoria inseguridad, necesitan la confirmación de sus virtudes (para ellas dudosas) por parte de los demás.

"Debes reconocer que hay cosas que puedes cambiar. No por que sean "malas" sino porque no te convienen. Porque son rasgos de la consucta que te  hacen difícil de soportar", agrega el experto.









También le puede interesar

COMENTARIOS

Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Publicaciones Semana. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.
Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.