COMENTARIOS

Alergias alimenticias Alergias alimenticias

Para muchos, ciertos tipos de comida pueden volverse un problema. Sin saberlo puedes padecer de alguna alergias alimenticias.

 
Por: Revista Fucsia.com

El 1% de la población mundial adulta y el 5% de los niños sufren de alergias alimenticias, mientras que un número superior de personas padece intolerancias a algunos alimentos. Estas últimas presentan síntomas molestos pero no graves; las alergias en cambio, pueden tener consecuencias severas para el organismo.

¿Por qué se producen?

A pesar de que aun no se ha establecido la causa de las alergias alimenticias si se conoce su mecanismo: cuando el sistema inmune – que tiene la misión de proteger al cuerpo contra bacterias, virus y elementos potencialmente dañinos – identifica erróneamente como nocivo un componente de cierto alimento que recibe la denominación de alergeno, se dispara la producción de anticuerpos. La próxima vez que se consume el alergeno, los anticuerpos lo detectan y el sistema inmune libera en la sangre sustancias químicas –histamina y otras- que provocan los síntomas.

¿Cuáles son los síntomas?

Son variables en intensidad y en duración. Por lo general los síntomas surgen dentro de la primera hora posterior al consumo del alérgeno, los más comunes son:

· Hinchazón en los labios, la lengua, garganta y cara.

· Dolor abdominal y cólicos.

· Naúseas, vómito y diarrea.

· Picazón y sarpullido en la piel.

· Congestión nasal.

· Dolor de cabeza y mareos.

· También se pueden presentar síntomas más fuertes como la aceleración de pulso, pérdida de conciencia o descenso de la presión arterial.

¿Hay algún tratamiento para las alergias?

El único tratamiento eficaz para combatir las alergias es evitar los alimentos que las causan. En los casos leves es usual que el médico prescriba antihistamínicos, que se pueden tomar luego de ingerir el alimento que hace daño, con el fin de controlar la reacción y aliviar los síntomas.

Alimentos que tiene mayor índice de alergias

En la infancia:
Leche de vaca y sus derivados, también el trigo y sus derivados, frijoles de soja.

A cualquier edad:
Maní, pescados y mariscos, huevo, fresas, tomates, cítricos y chocolate.

Las alergias al maní, los mariscos y las nueces suelen ser de por vida. Si empiezas a notar estas reacciones desfavorables para tu organismo y crees que pueda ser una alergia alimenticia debes de inmediato consultar a tu médico y llevar la dieta adecuada.

Consejo:
Aunque las alergias se pueden controlar es importante saber si se sufre de alguna para poder contrarrestarlas. Un buen examen es clave para esto.



* Tomado del texto “Alergias alimentarias”, del Grupo Editorial Norma.




También le puede interesar

COMENTARIOS

Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Publicaciones Semana. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.
Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.