COMENTARIOS

Las verduras, más que acompañantes

Revista Fucsia.com

Las verduras, más que acompañantes Las verduras, más que acompañantes

Comer vegetales nos asegura tener una salud ideal. Estas son diez cosas que deberías saber sobre ellas.

 
Por: Revista Fucsia.com

- En su mayoría, las verduras no engordan ya que entre el 90 y 96% de su composición es agua. Esto indica que la cantidad de calorías que proporcionan es muy baja.

- Gracias a algunas verduras, como los espárragos o las habichuelas, se pueden adquirir los niveles necesarios de potasio y sodio que el cuerpo necesita para funcionar adecuadamente. Estos componentes ayudan a que el cuerpo no retenga los líquidos previniendo la hipertensión.

- Los vegetales no contienen grasa. Así que comerlos no sólo ayuda a mantener el peso ideal sino a nivelar el colesterol y los triglicéridos, reduciendo el riesgo de enfermedades cardiovasculares.

- Las vitaminas A y C que se encuentran en vegetales como la cebolla, el brócoli, el repollo, los espárragos, las espinacas y las zanahorias, ayudan a que las defensas del cuerpo se mantengan fuertes.

- Los vegetales verdes contienen las vitaminas que pertenecen al grupo B, es decir vitamina B, B1, B2, B3, B6, B9 y B12. Estas vitaminas fortalecen el sistema nervioso ayudando a que el cuerpo funcione bien de manera general.

- La fibra es un componentes que está en casi todos los vegetales. Esto da como resultado que las verduras sean excelentes reguladoras del tránsito intestinal. Por ello, ayudan a evitar el estreñimiento y colaboran en la prevención del cáncer de colon.

- El glutation (GSH) esta presente en vegetales como cebolla, lechuga, habichuela y pimentón rojo. Este compuesto se encuentra ligado a procesos metabólicos de desintoxicación ayudando, de esta manera, a que el cuerpo elimine algunos agentes externos como los pesticidas que pueden llegar a producir cáncer.

- Para que las verduras conserven sus propiedades es importante ser cuidadosos a la hora de cocinarlas. Deben ser puestas directamente en agua hirviendo, también pueden ser hervidas al vapor o asadas con su cáscara.

- Si se hirvieron las verduras, el agua puede ser usada para otra cosa. Se puede hacer un caldo con ella que también tendrá los nutrientes de los vegetales que se llevaron a cocción. Este caldo puede servir para preparar sopas y arroces.

- Es importante saber que la cáscara contiene gran cantidad de vitaminas y otros elementos nutritivos, así que lo ideal es comer los vegetales con ella.

También le puede interesar

COMENTARIOS

Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Publicaciones Semana. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.
Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.