¿Por qué enseñamos a las niñas que es lindo que estén asustadas?

Fucsia.co , 25/2/2016

Una columna de la autora Caroline Paul en el New York Times abrió el debate sobre cómo enseñamos a niños y niñas a enfrentar sus miedos.

Imagen: Like a girl.
Imagen: Like a girl. - Foto:

“Pensamos que nuestras hijas son más frágiles, física y emocionalmente, que nuestros hijos”. Esta frase resume el planteamiento de la columna ‘¿Por qué enseñamos a las niñas que es lindo que estén asustadas?‘, de la autora Caroline Paul, publicada en el New York Times.

Paul fue una de las primeras mujeres en el Departamento de Bomberos de San Francisco. Su libro ‘The Gutsy Girl: Escapades for Your Life of Epic Adventure’ será publicado próximamente y es autora de otras tres novelas.

Esta autora escribe que durante su periodo como bombero se enfrentó a barrios violentos y muchos episodios peligrosos. Sin embargo, para su sorpresa, una de las preguntas que más recibía era "¿No tienes miedo?".

“Era extraño (e insultante) que recibiera esta pregunta, pues es algo que no debía responder ninguno de mis colegas. Aparentemente, el miedo es lo que se espera de las mujeres”, dice Paul.

Un estudio, citado por esta autora, publicado en el Journal of Pediatric Psycology, concluyó que los padres son cuatro veces más precavidos en decirles a las niñas que tengan cuidado que a los niños. “Es menos probable que las niñas se atrevan a probar actividades físicas que son importantes para desarrollar nuevas habilidades", según concluye la investigación.

Los hombres enfrentan los mismos miedos que las mujeres, según concluyó un estudio realizado por el sociólogo Christian Vaccaro, de la Universidad de Indiana de Pensilvania. Sin embargo, de acuerdo con esta investigación, ellos son menos propensos a expresar sus miedos abiertamente.

Mientras los padres protegen en exceso a las niñas por ser consideradas frágiles, alientan a los niños a superar sus miedos. Esto ocasiona que las niñas crezcan con menos confianza para tomar decisiones tal y como concluyen los estudios citados por Paul.

// <![CDATA[(function(d, s, id) { var js, fjs = d.getElementsByTagName(s)[0]; if (d.getElementById(id)) return; js = d.createElement(s); js.id = id; js.src = "//connect.facebook.net/en_US/sdk.js#xfbml=1&version=v2.3"; fjs.parentNode.insertBefore(js, fjs);}(document, ‘script‘, ‘facebook-jssdk‘));// ]]>

Los niños están acostumbrados a oír que tener miedo es algo “de niñas” y mientras tanto, las niñas no suelen ser apoyadas en procesos que las obliguen a asumir riesgos.

Es un tema que aborda la campaña Like a girl, de Always, que se hizo viral en 2014 e invita a replantear el significado de la frase “como una niña”, que suele tener una connotación negativa.

;

Como concluye Paul, “necesitamos empoderar a las niñas a dominar habilidades que en principio parezcan complicadas y peligrosas. Y no, no es lindo cuando una niña de 10 años grita “estoy muy asustada”.

equidad de géneroNiños