COMENTARIOS

La menstruación vs. la mojigatería de Instagram

Fucsia.co

La menstruación vs. la mojigatería de Instagram Foto: http://www.rupikaur.com/

No podemos ver pezones, pero sí grandes nalgas. No podemos ver una madre lactando, pero sí una pareja en poses casi pornográficas. La polémica de una artista que publicó una foto con una mancha de su periodo y que Instagram eliminó, da rienda suelta a este debate.

No hace falta un gran esfuerzo. Una revista en un kiosko en la calle exhibe una mujer con las senos al aire. Entras a tu computador a escuchar música desde Youtube y algún video de la cantante del momento la deja ver desnuda volando sobre una bola gigante. Si prendes la t.v. un pareja teniendo sexo explícito será el capítulo de hoy en la serie más taquillera. Sin ir más lejos, en Instagram podrás ver enormes nalgas sobre una cama, o frente a un espejo. Pero eso sí, no muestres tus pezones.


Instagram de Erotic.g

Sin embargo, una mujer lactando, una actriz posando en topless y sin Photoshop y una artista que habla de su menstruación, a través de una imagen en la que su ropa se mancha de sangre, sí reciben censura.
Famoso es ya este caso en el que Rupi Kaur, una poetisa canadiense, quiso publicar en su cuenta de Instagram una foto en la que la sudadera se mancha de su menstruación. Sin embargo, esta red social la eliminó; aunque ella intentó subirla de nuevo, la censura se repitió. Las respuestas no dieron espera y las redes sociales se han volcado sobre el suceso.
Sin embargo, viendo lo ocurrido, Instagram envío este mensaje a Rupi (¿les creemos?)



"Hola, Rupi. Un miembro del equipo removió accidentalmente algo que publicaste en tu Instagram. Fue un error y te pedimos disculpas por él. Hemos restaurado el contenido y ahora podrás verlo de nuevo".

Y, en un nuevo intento de post, esta vez sin censura, Rapi escribió: “No voy a disculparme porque no estoy alimentando el ego y el orgullo de una sociedad misógina que no tiene problema con ver un cuerpo en ropa interior, pero sí una ‘pequeña fuga’, cuando sus páginas están llenas de incontables fotos donde las mujeres son objetivizadas, llevadas a la pornografía y tratadas como menos que un ser humano. Estas series hacen parte de mi proyecto para mi curso de retórica visual.


Estas son las imágenes publicadas en la web de esta artista, que pueden herir susceptibilidades, más allá de que se censuren o no de manera mojigata, también está el derecho de quienes no quieren verlas, no les parecen estéticas, no les interesa llegar a la intimidad de una desconocida. 

Lo que sí es cierto, es que la menstruación no llega en muchos contextos o naciones a un lugar básico de respeto. Así lo muestran estos dos informes que te invitamos a leer, antes de ver las imágenes de Rapi, pues, el debate nos deja abierta una pregunta, ¿es necesario hacer explícitas nuestras intimidades para lograr un respeto de ellas?

Cuando tenía la regla, no podía entrar en casa. Era impura

Mujeres que rompen los prejuicios menstruales











También le puede interesar

COMENTARIOS

Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Publicaciones Semana. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.
Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.