COMENTARIOS

La mujer que fue violada 43.200 veces y hoy lucha contra la trata de personas

Fucsia.co

La mujer que fue violada 43.200 veces y hoy lucha contra la trata de personas Imagen: CNN.

Karla Jacinto es una mexicana de 23 años que fue obligada desde los 12 a prostituirse. Con su historia, busca acabar con la esclavitud que hoy aún viven miles de personas.

La mexicana Karla Jacinto estima que fue violada unas 43200 veces durante su adolescencia. La historia de esta mujer, que se dio a conocer esta semana gracias a su entrevista con CNN, le ha dado la vuelta al mundo y ha creado conciencia sobre la trata de personas, un flagelo que aún viven  millones de personas en el planeta.

Karla declaró a CNN que desde muy joven fue maltratada por su madre, y a los 5 años sufrió el abuso sexual de un familiar.

A los 12 años la abordó un hombre de 22, quien la convenció de viajar con él en su carro a una ciudad cercana. “Cuando vi el auto no pude creerlo. Me impresionó mucho, fue emocionante”.

Vivió con él durante 3 meses, en los cuales la llenó de flores, ropa, chocolates y otros regalos.  Pero no todo fue perfecto. El hombre dejaba Karla sola durante varios días en su apartamento, y los primos de él llegaban con mujeres distintas cada día. Pronto ella descubrió que eran proxenetas.

“Días después, él me dijo todo lo que tenía que hacer, cuánto tenía que cobrar, lo que tenía que hacer con los clientes y por cuánto tiempo, cómo debía tratarlos, y cómo debía hablarles para que me dieran más dinero”, añade ella.

Ahí empezaron cuatro años infernales. Fue llevada a Guadalajara donde trabajaba de 10:00 am hasta la medianoche. “Algunos hombres se reían de mí porque lloraba mientras me violaban. Tenía que cerrar mis ojos para no ver nada, para no sentir nada”. La obligaban a tener unos 30 clientes al día, todos los días de la semana.
 
Una vez fue atacada por un proxeneta, porque uno de sus clientes le dejó un moretón en el cuello. Me golpeó con una cadena en todo el cuerpo,  me golpeó, me jaló el pelo, me escupió en la cara y hasta me quemó con una plancha. Le dije que quería irme y me acusó de enamorarme de un cliente. Me dijo que me gustaba ser una prostituta”.



Karla pensó que su día de suerte había llegado cuando un grupo de policías llegó a clausurar uno de los hoteles en los que trabajaba. Su alivio se convirtió en horror, cuando los hombres la llevaron a ella y otras jóvenes a diferentes cuartos y las obligaron a grabar videos en posiciones comprometedoras y las amenazaron con mostrárselos a sus familias.
 
“Fueron asquerosos. Sabían que éramos menores. Ni siquiera nos habíamos desarrollado completamente.  Estábamos tristes. Había niñas de 10 años. Algunas estaban llorando. Otras dijeron a los policías que eran menores de edad. Nadie les prestó atención”.

A los 15, Karla dio a luz a una niña, hija de su proxeneta. Èl separó a la bebé de su madre y no dejó que la viera nuevamente hasta que la niña tuvo poco más de un año.

En 2008, a los 16 años, Karla salió de su infierno: fue rescatada en una operación anti tráfico de personas en la ciudad de México D.F.

Ahora, a los 23, Karla es una activista contra la trata de personas y su historia fue escuchada en el congreso estadounidense. Su testimonio fue escuchado en el marco de la aprobación de la Ley Megan, que obliga a las autoridades a compartir información de abusadores infantiles cuando ellos viajan al exterior.


En julio también narró su historia en el Vaticano.
  En su relato, dijo que solía pensar que no sabía nada. “Creía que solo era un objeto que se usaba y se desechaba. Todos los niños y niñas que están ahí se ven como un objeto sexual, que los hombres usan durante un ratito, unos 15 minutos y luego los dejan con lágrimas y con odio y nadie hace nada".




Con su historia, Karla espera crear conciencia sobre el tráfico de personas. "Estos menores son secuestrados, engañados y apartados de sus familias. No me escuchen solamente. Necesitan aprender de lo que me pasó a mí y quitarse la venda de los ojos".

El no hacer nada, dice Karla, pone en riesgo a miles de niñas a ser violadas y maltratadas, tal y como le sucedió a ella.

¿Qué sucede en Colombia?

En Colombia, entre 2010 y 2014,  se registró un total de 155 casos de trata de personas, según cifras de Naciones Unidas. Pese a los esfuerzos por combatir este crimen, de acuerdo con un informe presentado por el Secretario de Estado de Estados Unidos John Kerry en agosto pasado, Colombia no cumple plenamente con las normas mínimas para eliminar la trata de personas.

Mira también: 'Las colombianas que cayeron en una red de trata de personas'.




También le puede interesar

COMENTARIOS

Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Publicaciones Semana. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.
Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.