COMENTARIOS

Rostro joven Oxigenar tu piel es más fácil de lo que crees, sólo basta con hacer un poco de ejercicio para que las células se carguen de vitalidad

Te presentamos el decálogo de la piel luminosa. Conoce en detalle lo que debes tener en cuenta para cuidar tu cutis y prevenir el envejecimiento.

1.Sólo las primeras horas de sol. La exposición prolongada al sol es un factor determinante en el envejecimiento de la piel. Lo mejor que puedes hacer es tomarlo en las horas de la mañana (antes de las 10 a.m.) y siempre utilizando un buen bloqueador solar adecuado para ti.

2.Actividad física. Oxigenar tu piel es más fácil de lo que crees, sólo basta con hacer un poco de ejercicio para que las células se carguen de vitalidad. Además, el sudor producido por el aumento de temperatura es excelente para eliminar las toxinas e impurezas del rostro.

3. Al natural. Respirar aire sin contaminación como el que se encuentra en los parques o zonas verdes extensasfavorece la purificación de la piel y la desinflamación del rostro.Una buena opción para aprovechar ese ambiente natural es salir a caminar tan temprano como te sea posible y así tomar el rocío de la mañana.

4. Adiós alergias.Prevén las irritaciones limpiando tu rostro con pañuelos o pomos suaves y utilizando productos reconocidos. Cuando presentes alergias o gripas retira el exceso de mucosidad con agua para evitar el enrojecimiento o las quemaduras. Si el maquillaje cosmético te produce reacciones adversas, pídele a tu médico que te recomiende alguno de tipo dermatológico o mineral.

5. Cero nicotina. El cigarrillo es el peor enemigo de tu piel pues genera radicales libres que la oxidan y envejecen rápidamente. Además, los efectos de la nicotina permanecen por largo tiempo ocasionando la aparición de manchas y melanomas, la disminución del colágeno y dificultando la cicatrización.

6. Peso controlado.Los cambios drásticos (aumento y disminución de peso) son muy negativos para la firmeza de tu piel porque la vuelven flácida y deterioran su aspecto.Para mantener el equilibrio la recomendación es llevar una dieta balanceada y muy variada que esté controlada por tu nutricionista.

7. Hidratación continua. La oferta de cremas que logran este efecto en tu piel es muy rica y variada por lo que no hay excusa válida para no tener una siempre en casa.Complementa tu rutina diaria aplicando una pequeña cantidad en la mañana y en la noche y tomando mucho agua.

8. Prevención, el mejor tratamiento. A partir de los 35 años tu piel experimenta cambios que si no son atendidos a tiempo pueden acelerar el proceso de envejecimiento. Para que esto no te ocurra lo mejor es usar un producto cuyos compuestos favorezcan la producción de colágeno y controlen la melanina.

9. Herencia genética. Presta atención a cómo es la piel de tus padres y abuelos pues su aspecto te dará un fuerte indicio de cómo podría evolucionar la tuya con los años. De esta manera lograrás determinar cuál es el mejor tratamiento para prevenir la aparición de esos signos del envejecimiento.

10. Tu tipo de piel. Saber tu fototipo te permitirá tomar las medidas adecuadas para protegerte del sol o para escoger los productos de uso diario. Hay establecidos seis fototipos en donde 1 corresponde a pieles muy blancas que se queman con facilidad y 6 a pieles oscuras que si bien no se queman con el sol si tienden a pigmentarse rápidamente.

También le puede interesar

COMENTARIOS

Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Publicaciones Semana. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.
Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.