COMENTARIOS

Como el vino Como el vino

Los siguientes actores de Hollywood son el mejor ejemplo de que los años y algunas canas, no son impedimento para una carrera llena de éxitos.

 
George Clooney
El año pasado, a sus 48 años de edad, recibió su primera postulación al premio de la academia a Mejor Actor por su papel en la aclamada cinta Michael Clayton, en la que interpreta a un abogado adicto al juego. Sin embargo, dos años antes recibió la estatuilla a Mejor Actor de Reparto por su papel en Syriana, una película que trata el tema de la industria global del petróleo y el aceite. Con el reconocimiento que otorga haber recibido estos dos importantes galardones después de los 40, queda demostrado que hay Clooney para rato. Su última aparición mundial fue el año pasado en Quémese después de leerse (Burn after Reading), un excelente largometraje de los hermanos Cohen, donde el actor representa a un gigoló que trabaja en el Departamento del Tesoro americano. Este año se espera que estrene otras dos cintas.

Michelle Pfeiffer
A punto de celebrar sus 51 años, Michelle Pfeiffer aún es considerada como una de las mujeres más vigentes y bellas de Hollywood. Así lo demuestra no sólo su prominente carrera en la gran pantalla –ha participado en cerca de 40 películas–, sino también sus múltiples reconocimientos como la mujer más hermosa del mundo. Su trabajo más reciente, Cheri, se estrenó en febrero en el Festival de Cine de Berlin. En la cinta, Pfeiffer interpreta a una cortesana retirada que está a punto de terminar una relación de seis años con un apuesto joven. En la première de este trabajo, habló sobre la importancia de envejecer con elegancia y afirmó que con los años le han llegado los roles más interesantes de su vida.

Diane Keaton
Muchas mujeres alrededor del mundo se relacionan con esta magnifica actriz, pues a través de ella y sus personajes han vivido ese proceso de pasar de ser jóvenes a ser personas maduras y llenas de experiencia. Una de las cintas en la que mejor se describe esa transición, es la divertida Alguien tiene que ceder (Something’s Gotta Give), en la que Keaton interpreta a una exitosa mujer divorciada de 56 años que lo único que busca es la independencia y la tranquilidad. Todo esto queda en veremos cuando Keaton se enamora del novio de su hija, playboy de su edad, interpretado por Jack Nicholson. A sus 63 años, Keaton es considerada una de las más populares y talentosas actrices de Hollywood. En el medio es bien sabido que cualquier proyecto en el que ella participe es un éxito garantizado.

Richard Gere
En unos meses llegará al sexto piso. Así es. El sexy y talentoso actor norteamericano cumple 60 años el próximo mes de agosto y, para celebrarlos, estrena Noches de Rodanthe (Nights of Rodanthe), película que protagoniza al lado de Diane Lane. La última vez que los vimos compartiendo la pantalla grande fue en el 2002 en la cinta Infidelidad (Unfaithful). Ya para ese entonces, sus pelo negro había sido reemplazado por las características canas que hoy en día lo distinguen. Ha sido tan favorecedores los años de Gere, que hay quienes afirman que hoy en día luce mejor que cuando protagonizó American Gigoló en los años 80.

Mel Gibson
Este actor, escritor, productor y director, de 53 años, es uno de los más famosos y polémicos del mundo. Nació en Nueva York y se crió en Australia, donde comenzó su exitosa carrera en la gran pantalla. En varias entrevistas ha afirmado no temer al paso de los años. Y, aunque acepta que la edad es importante, dice que con ella ha encontrado los aspectos más interesantes en su proceso creativo. El ganador del Oscar, y famoso por su papel en Arma mortal (Leathal Weapon), estrena este año su más reciente protagónico en la producción Edge of Darkness.

Sean Connery
En 1983 representó por última vez al legendario detective James Bond en la película Nunca digas nunca jamás (Never Say never Again), tenía 53 años. Hoy, a sus casi 80 años, este actor británico, es la prueba de que en su caso, los años, al igual que a los buenos vinos, le favorecen. Su talento le valió la estatuilla a Mejor Actor por la cinta Los Intocables, y por muchos años fue reconocido por el público como el papá de Indiana Jones. Connery, quien es considerado como el mas grande escocés vivo, afirma que fue sólo después de los 50 que le llegaron los mejores papeles de su vida. Uno de los más memorables fue Buscando a Forrester (Finding Forrester) y La liga de los hombres extraordinarios (League of Extraordinary Gentlemen).

Tilda Swinton
A sus 48 años, se podría decir que su carrera está comenzando. Hace dos años ganó el Oscar a Mejor Actriz por su rol en la película Michael Clayton. Y aunque su trayectoria en el séptimo arte comenzó en 1986, sólo hasta hace unos años logró el reconocimiento mundial. Este año la vimos en el éxito cinematográfico El curioso caso de Benjamin Button, y pronto la veremos en una cinta sobre las visiones de Lewis Caroll, una producción que promete ser un éxito de taquilla.

Susan Sarandon
En 1995, a los 50 años, Susan Sarandon ganó la estatuilla a Mejor Actriz por la película Pena de muerte (Dead Man Walking). Desde entonces, esta talentosa actriz ha hecho alrededor de tres películas por año. Se puede resaltar su trabajo en Stepmom, donde representa a una mujer recién divorciada, quien al ser diagnosticada con cáncer tiene que aceptar que sus hijos queden a cargo de la nueva y más joven novia de su marido, interpretada por Julia Roberts. Su actuación en este proyecto le valió una postulación a Mejor Actriz en los Globos de Oro 1998. Este año, participará en las películas Peacock, Leaves of Grass y Solitary Men, que se encuentran en posproducción.
 
 

También le puede interesar

COMENTARIOS

Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Publicaciones Semana. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.
Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.