COMENTARIOS

Si es perfecta, mejor

revista fucsia

Si es perfecta, mejor Si es perfecta, mejor

Las claves de un buen proceso de depilación hacen la diferencia entre el confort y la incomodidad.

 
Si usted piensa en el proceso de la depilación como una tortura, es porque no se ha modernizado. El dolor y la irritación que causaba antes este sencillo tratamiento, imprescindible para las mujeres occidentales por cuanto forma parte de la cotidianidad de la belleza femenina desde hace cientos de años, deben quedar atrás con la aparición de nuevos productos y maneras de asumir este momento que forma parte de la profilaxis femenina.

Pero, independientemente del método que usted utilice, bien sea éste el menos doloroso o el que toma menos tiempo, es mejor seguir una serie de recomendaciones encaminadas a lograr unas axilas limpias y bonitas, o unas piernas tersas y relucientes. En lo que tiene que ver con las axilas, la piel de esta área es una de las más sensibles del cuerpo, además está propensa a la humedad por la gran cantidad de glándulas sudoríparas que contiene. Las características fisiológicas propias de la zona que está debajo de los brazos exige un tratamiento adecuado que incluye varios pasos.

Paso a paso
La primera consideración es que la piel debajo de las axilas debe estar totalmente limpia y esta limpieza debe hacerse con agua y jabón. Por eso, la depilación bajo la ducha es corriente y para dilatar los poros es importante que el agua esté caliente, pero a una temperatura tolerable. Por otra parte, algo fundamental es reducir al máximo la posibilidad de contraer alguna infección, por eso, es conveniente usar una loción desinfectante que evite problemas posteriores. Las cremas depilatorias son en general efectivas a corto plazo e inocuas en la mayoría de los casos. Igualmente, constituyen el método más fácil para librarse del pelo indeseado. El uso regular de una crema hace que el pelo crezca menos rápidamente y lo debilita. Sus desventajas son su corta duración y el olor que expelen, que no es agradable, pero esto se contrarresta con el uso de cremas hidratantes para después del momento de la depilación.

La crema depilatoria se debe aplicar con una espátula y cubrir toda el área que se va a depilar. Por lo general ésta debe actuar de cinco a diez minutos antes de ser retirada, con sumo cuidado, poniendo especial atención en no pasar la espátula por la piel con tal fuerza que llegue a rasparla y a producir una molesta irritación. La cera sigue siendo el sistema más barato y popular, lo que no excluye su eficacia. Lo utilizan las mujeres para las axilas, la cara, el área que cubre el bikini, las piernas y otras partes del cuerpo. No es un proceso largo y sí muy fácil de utilizar, que elimina el pelo y las células muertas de la piel, dejándola lisa y suave. Otra ventaja es que el pelo nuevo crece más débil y ligero de color. Éste toma de tres a ocho semanas en crecer después del tratamiento.


Antes de depilarse
Mantener la piel húmeda cuando el método utilizado es la máquina tradicional de afeitar, permite que el vello se haga menos resistente y que el contacto directo con la piel sea menor.

Los desodorantes con doble efecto, que protegen efectivamente del sudor y que contienen agentes emolientes y humectantes, están especialmente elaborados para proteger la piel y hacer que no sea necesario someterla a afeitadas muy frecuentes.
4Si usted suele hacerse la depilación en algún salón de belleza, asegúrese de que los implementos utilizados sean desechables o, en su defecto, esterilizados. Esto asegura que el procedimiento resulte inocuo.

También le puede interesar

COMENTARIOS

Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Publicaciones Semana. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.
Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.