COMENTARIOS

Cuando sube la temperatura

Cuando sube la temperatura Cuando sube la temperatura

Aprende cómo medir la fiebre, qué la causa y la forma cómo debes combatirla.

La fiebre en un bebé es una de las situaciones más temidas por la mayoría de los padres, ya que su presencia es síntoma seguro de una infección en el cuerpo. Fórmulas como bañarlo con agua fría, o taparlo para que sude la gripa, aunque populares, no son las más recomendadas para bajar la temperatura corporal.

La razón por la que se presenta la fiebre reside en que el cerebro envía señales de la presencia de un agente extraño como un virus o bacteria en el cuerpo del niño. Aunque alarmante, la fiebre es un signo positivo, que significa que el organismo está luchando contra los cuerpos extraños. Si no se diera este aumento de la temperatura, sería muy difícil darse cuenta de que algo raro está pasando.

Ahora bien, en la mayoría de los casos, la fiebre es tratable y en un par de horas puede ser controlada si se ataca directamente el origen del problema. Así, si la fiebre la produce una infección en la garganta o una gripa normal, la temperatura del cuerpo bajará una vez se combata su causa principal. Si la fiebre no excede los 38,9 grados centígrados, no hay necesidad de tomar medicina a menos de que los síntomas incomoden al niño. En el único caso en que cualquier aumento de temperatura debe ser tratado con mucho cuidado es si se presenta en bebés recién nacidos o de pocos meses. En esta situación contacta a tu pediatra de inmediato. Si un niño tiene fiebre, el doctor generalmente les recomendará a los padres darle medicina. Las dos más comunes son los analgésicos y los antipiréticos, que al ser ingeridos envían una señal al cerebro de que debe bajar la temperatura. Por ninguna circunstancia le vayas a suministrar a tu bebé aspirina sin consultar a tu médico, ya que puede desarrollar el Síndrome de Reye, una rara, pero seria enfermedad que puede desembocar, en casos muy agudos, en estado de coma. Trata la fiebre de tu hijo suministrándole muchos líquidos, ya que estar tan caliente hace que el cuerpo se deshidrate.
 
 Tips
Cómo tomar la temperatura
- La forma más adecuada es por el recto, si el niño es menor de 4 años, o por la boca, si el niño es mayor.
- Olvídate de los termómetros de mercurio. Por ser elementos tóxicos debes mantenerlos alejados de los niños.
- Si vas a tomar la temperatura rectal, asegúrate de untar el termómetro con un poco de vaselina y luego introdúcelo media pulgada por el recto.
- Si lo estás haciendo por la boca, pon la punta del termómetro debajo de la lengua y espera a que suene.
- Después de terminar, lava el termómetro en agua fría con jabón.

Controle la fiebre
-
Una temperatura normal es de 37 grados centígrados. Si está por encima y tu hijo es un bebé de meses, llama inmediatamente al médico.
- Si tu pediatra autorizó el uso de medicamentos, ten en cuenta el peso y la edad de tu hijo a la hora de suministrarlos.

También le puede interesar

COMENTARIOS

Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Publicaciones Semana. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.
Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.