Home /

Deportes

/

Artículo

Deportes

Natalia Hernández, la jugadora que nunca recibió uno guayos, pero sí el talento para brillar en las canchas

fucsia.co, 30/11/2022

El Niño Dios no le dio gusto en ciertas peticiones a esta joven futbolista de la Selección Colombia Sub-17 quien después de una exitosa temporada solo piensa en celebrar la Navidad con su familia

Natalia Hernández, jugadora de la Selección Colombia Sub-17
Natalia Hernández, jugadora de la Selección Colombia Sub-17 - Foto: Twitter: @FCFSeleccionCol

El grupo de jugadoras de la Selección Colombia Sub-17 que viajó a India para disputar el Mundial de Fútbol de esta categoría demostró el gran talento que tiene el país en la rama femenina de este deporte. La Tricolor puso a vibrar a todos los colombianos con sus goles, regates y esa pasión por defender esa camiseta en el campo de juego, lo cual les permitió alcanzar el subcampeonato en este certamen.

Una de las fichas claves para el director técnico del combinado patrio, Carlos Paniagua, fue Natalia Hernández, quien con su juego simple, pero supremamente efectivo y preciso, le puso orden al mediocampo del equipo y hasta estuvo muy cerca de anotar en la final ante España, tras un remate desde fuera del área.

Ahora que ha pasado toda la euforia y alegría por el gran resultado que obtuvo la Tricolor en India y haber acabado la temporada de la mejor manera posible, Natalia ahora solo piensa en celebrar la Navidad rodeada de toda su familia.

“Durante el año tenemos bastante competencia las deportistas, entonces siempre que llega Navidad pienso en compartir con mi familia…Espero que todos podamos estar reunidos. Sé que van a ser unas fiestas muy especiales en mi caso por todo lo que he podido vivir este año”, le contó esta talentosa jugadora del Valle del Cauca a Fucsia.

Y es que para ella, además de poder estar con las personas que más ama, la Navidad se convierte también en una época para ayudar a los demás: “Mi mamá siempre ha tenido esa tradición en la que los vecinos de por aquí del barrio vienen la mayoría a compartir esos días de novena, se le dan detallitos a los niños, se comparte comida, entonces para mí es muy importante cuando esa época llega”, agregó Natalia.

Por su parte, a lo largo de sus 17 años, Natalia ha tenido la posibilidad de recibir uno que otro regalo del Niño Dios. De esos que se desean con ansias de niña. En su caso, una bicicleta.

Sin embargo, no siempre fue así. A pesar de ser una apasionada por el deporte que practica desde muy pequeña, Natalia sí tiene un reclamo que hacerle al Niño Dios con mucho amor: “Me gusta el fútbol, me gusta el deporte, un guayito o una camisetica de Messi que me hubieras traído habría sido maravilloso”, pero esto ya quedó en el pasado.

Natalia ahora se enfoca en lo que viene para su futuro y es por es que en su carta de Navidad para el Niño Dios de este año, solo piensa en agradecerle por todo lo que pudo vivir en el 2022, pero no duda en pedirle que para el siguiente año pueda seguir avanzando en su carrera como futbolista, pero también que pueda llegar a cumplirse el sueño de ser campeonas mundiales.

A Natalia nunca le llegaron unos guayos, o la camiseta de su jugador o equipo favorito. Sin embargo, sí recibió un talento innato con el que ha podido descrestar al mundo entero y soñar con llegar a los mejores equipos, razón por la que no duda en enviarle un mensaje a la juventud: “Se vale soñar, se vale trabajar por los sueños. Aprovechemos lo que nos queda de esta Navidad con nuestras familias para replantear nuevas ideas para los años que vienen y cumplir nuestros sueños”.

*Con el apoyo de Coca-Cola Sin Azúcar

Selección Colombia