COMENTARIOS

Adiós a los gases en el embarazo

Adiós a los gases en el embarazo El embarazo trae consigo innumerables cambios que repercuten sobre el estilo de vida de la futura mamá

Cómo evitar esas molestias digestivas. En RevistaFucsia.com te damos algunos trucos fáciles de poner en práctica. Comprueba que funcionan.

El embarazo trae consigo innumerables cambios que repercuten sobre el estilo de vida de la futura mamá. Uno de ellos, y de los que más sacrificios implica, es el de la alimentación dado que lasnecesidades nutricionales cambian.

Esas nuevas rutinas obligan a la madre a incorporar en su dieta productos que no estaba acostumbrada a ingerir y a eliminar algunos que durante la gestación le ocasionan más malestares que placeres.Entre esas incomodidades se encuentran con mucha frecuencia los gases que, aunque son causados por múltiples factores, se pueden tratar.

Estas son las 10 recomendaciones de los expertos para evitarlos:
1. Ingerir porciones pequeñas para no sobrecargar al organismo. De ser necesario comer 3 o más veces durante el día.
2. Siéntate a comer tranquila durante por lo menos 20 minutos, tiempo mínimo para que puedas masticar adecuadamente.
3. Evita los alimentos fuertemente condimentados. En lo posible reemplaza esos aliños con especies que favorezcan la expulsión de gases como el romero, la salvia, el orégano y el hinojo fresco.
4. Saca de tu dieta los fritos, las carnes y pescados muy grasosos y los aderezos que tienen mucho aceite, mantequilla o crema.
5. Cuida que los alimentos estén bien cocinados, especialmente la pasta y el pan porque de no ser así, se fermentarán en el estómago.
6. Elimina de tu alimentación verduras como el coliflor, el brócoli, el pimentón verde y el pepino. También las legumbres secas -fríjoles, alverjas y lentejas- porque estos alimentos favorecen la aparición de gases. En caso de que te encanten, entonces prepáralas dejándolas en remojo por lo menos 8 horas y disminuyendo el tiempo de cocción a la mitad.
7. Toma mucho yogur porque este producto lácteo contiene unas bacterias que impiden la fermentación de los alimentos en el intestino.
8. No comas carnes que han sido preparadas dos veces. Esto quiere decir que primero fueron cocinadas y luego salteadas con alguna salsa o fritas.
Dile adiós –al menos por un tiempo- al café y al té y prefiere infusiones de menta y manzanilla. A esas preparaciones puedes adicionarle unas cuantas semillitas de anís o hinojo porque son excelentes para la digestión. Otra buena opción es la hierbabuena dado que relaja los músculos del colon ayudando así a aliviar los dolores producidos por los gases.
9. Cocina con aceite de oliva y elimina de tu dieta la mantequilla. Cuidado, el aceite de oliva no se debe dejar calentar demasiado o reutilizar porque pierde todas sus propiedades.

Para cuando estés fuera de casa
*En un restaurante elige las carnes magras y retira la piel del pollo independientemente de la preparación.
*Prefiere las preparaciones a la parrilla o al horno.
*Elige restaurantes de comida preparada naturalmente o en sartenes tipo wok.
*Si optaste por la comida rápida, pasa las papas por las servilletas para que éstas absorban el exceso de grasas y pide pocas salsas.
*Elige lugares con barras de ensaladas para que tú misma puedas hacer la combinación correcta.


También le puede interesar

COMENTARIOS

Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Publicaciones Semana. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.
Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.