COMENTARIOS

Yusra Mardini: La trágica e inspiradora historia de la atleta olímpica que escapó de la guerra en Siria

Fucsia.co

Yusra Mardini: La trágica e inspiradora historia de la atleta olímpica que escapó de la guerra en Siria Imágenes: Pinterest

Tras escapar de la atroz guerra en una balsa y salvarla de perderse a la deriva, logró llegar a Río 2016. Esta es la historia de la nadadora y heroína del equipo de refugiados.

A pesar de la alegría que se vive por estos días gracias a la fiesta Olímpica, no es posible olvidar que otras regiones del mundo viven en un constante vaivén del que la guerra es protagonista. Siria vive tal vez el peor momento de su historia y el mundo ha sido testigo de los horrores de su guerra civil que parece no tener fin. Los refugiados se cuentan por millones y sus historias no dejan de conmover al mundo. Yusra Mardini, quién hoy tiene el honor de presentarse como atleta olímpica, carga en sus espaldas una de éstas historias que son a la vez trágicas y sumamente inspiradoras.

Yusra, quien desde muy pequeña se dedicó a la natación profesional, se encontraba luchando su cupo para representar a Siria en los Olímpicos cuando estalló la Guerra que desmembró a su patria. Esta situación no sólo le impidió seguir entrenando sino que dio un vuelco a sus prioridades que pasaron de querer representar a su país al simple hecho de buscar sobrevivir junto a su hermana escapando a Europa.

A  sus cortos 18 años de edad, se embarcó junto a 20 personas más en una balsa pensada para 6 ocupantes con la esperanza de alcanzar las costas griegas. A la mitad del camino a ésta le falló el motor lo cual las obligó a ella, a su hermana y a dos personas más a nadar empujando la balsa hacia tierra firme para evitar que se perdieran en altamar. Su proeza salvó la vida de los demás pasajeros. 

“Éramos las únicas personas que sabíamos nadar, tenía una mano halando una cuerda de la balsa y la otra la usaba para nadar con todas mis fuerzas. Fueron 3 horas y media en agua fría. Tu cuerpo te dice que no puede más…la verdad no sé de qué otra forma describirlo” relata Mardini.  Gracias a la increíble fuerza y determinación de la cuatro personas  la balsa llegó con sus pasajeros sanos y salvos a Grecia.

Una vez allí, Yusra y su hermana decidieron viajar a Alemania donde se establecieron y donde sobresalió gracias a su talento como nadadora. Esto la clasificó para el equipo de refugiados de los Juegos Olímpicos donde ganó la primera etapa de 100M de nado de mariposa y está planillada para la competencia de nado libre este miércoles.

Con la cabeza en alto, transmite al mundo su historia para concientizar acerca de la dura realidad que viven millones alrededor del mundo.

“Se trata de lograr una nueva y mejor vida, y cuando entramos al estadio  queremos empoderar a la gente de seguir sus sueños”  Declaro Mardini, sobre la federación del equipo de Refugiados.

También le puede interesar

COMENTARIOS

Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Publicaciones Semana. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.
Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.