COMENTARIOS

Tutoriales: ¿qué seguir y qué no seguir?

Revista Fucsia

Tutoriales: ¿qué seguir y qué no seguir?

Si crees que los tutoriales pueden salvarte la vida, pero nunca obtienes el resultado deseado, aquí te explicamos qué debes seguir y qué no cuando decidas seguirlos.

Gracias a los tutoriales de maquillaje, y en general de rutinas de belleza, muchas personas se atreven a seguir las tendencias y a arriesgarse con colores y estilos diferentes, así como a cambiar de look.

En las redes, en especial Instagram y YouTube, existen miles de usuarios que les enseñan a sus seguidores a poner en práctica las tendencias de temporada, a ocultar las imperfecciones y a destacar los rasgos, por solo citar algunos ejemplos.

Cada quien tiene sus tips y trucos, y recomienda cierto tipo de productos. Sin embargo, no todos los que tratan de atender esas indicaciones son conscientes de que quien publica el tutorial no tiene la misma piel, ni el mismo tono, ni la misma calidad, lo que hace que el resultado no sea el mismo o, incluso, desastroso.

Por cierto, creemos que vale la pena que sepas qué dice tu piel sobre tu salud. Puedes estar ignorando señales clave.

Los tutoriales generalizan a la población, dando por hecho que todos los seres humanos son iguales en estructura ósea, facciones, color de piel, forma de los ojos, etc., y enseñan –en casi todos los casos–, fórmulas y trucos que no le sirven al 80 por ciento de la audiencia que las sigue. 

Esto genera frustración, ansiedad y, muchas veces, baja autoestima, pues quien imita en casa lo que ve en línea, no puede hacerse a sí mismo con tanto éxito lo que el youtuber o instagramer se hace a sí mismo en corto tiempo y de forma casi perfecta.

Hablando de tutoriales ¿conoces el tutorial que enseña como aumentar el tamaño de los senos por medio maquillaje? ¿Quién se anima y nos cuenta cómo le fue?

Entonces...

¿Qué seguir?


  - Consejos de cuidados básicos para la piel, como hidratación y protección solar.

  - Cómo aplicar la pestañina, pues las técnicas y los movimientos sirven para todas.

  - Cómo utilizar los productos de manera correcta, si se especifica cuáles son los idóneos para   cada tipo de piel, y cómo sacarles el máximo provecho.

  - Ideas sobre colores apropiados para cada color de ojos y para los labios según el tono de la  piel.

  - Información sobre lanzamientos y nuevas colecciones.

 - Trucos para la aplicación de la base.

  - Cómo usar correctamente los accesorios para maquillaje, como brochas, pinceles, pomos y  demás.

 Por si acaso, aquí les dejamos algunos de nuestros tutoriales favoritos para hacer tus propios productos de belleza

¿Qué no seguir?

Muchas personas que hacen tutoriales son superrecursivas a la hora de atender aspectos puntuales de la piel, pero aunque resuelven temporalmente una necesidad y logran el look deseado, no les prestan atención a los peligros que se esconden detrás, pues cada producto está diseñado para un propósito y puede ser nocivo para otro diferente.

¡Cuidado! No siga el tutorial, si:


-Hacen uso de crema de afeitar para desmaquillarse o para preparar la piel;
al tener alcohol y jabón, este producto es abrasivo y puede generar sequedad extrema o problemas como dermatitis severa. Además, alteraría el pH de la piel.

-Promueven la aplicación excesiva de productos, incluso para dar una apariencia natural.

-Utilizan el pintalabios rojo como corrector; los labiales están diseñados para lubricar y maquillar la boca, que tiene la piel más gruesa y otro tipo de necesidades que la de los ojos. Ponerse este tipo de productos en el contorno de los ojos, al ser graso y denso, puede maltratar la zona y dejar una apariencia poco natural.

- Calientan el encrespador de pestañas con un encendedor; es de las prácticas más peligrosas, pues no hay control de la temperatura y puede causar quemaduras graves, ya sea por sobrecalentamiento del metal o porque se derrite el caucho protector.

- Se ponen polvos sueltos o talco en las pestañas para darles una apariencia de muñeca, pues las engrosa y las alarga. Los oftalmólogos desaconsejan estas prácticas, pues el producto se puede colar en las glándulas lacrimales, y causar taponamiento y, en ocasiones, infecciones o problemas más serios como úlceras corneales y queratitis. Además, reseca los ojos.

Mejor entérate de qué hacer en caso de una emergencia de belleza: ojeras, uñas rotas, pelo rebelde y autobronceado 100% dominados.

Tenga presente...

Usualmente quienes realizan los tutoriales cuentan con luces muy potentes que son especiales para videos estéticos; estas permiten que la piel se vea perfecta. Si sigue el tutorial al pie de la letra y sale a la luz del día, lo más probable es que tenga exceso de maquillaje, que sus facciones se vean bruscas y poco naturales, y que los trazos sean exagerados.

Y si esto te gustó, apostamos que querrás saber mucho pero mucho más sobre BELLEZA.

También le puede interesar

COMENTARIOS

Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Publicaciones Semana. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.
Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.