COMENTARIOS

Agotamiento indescifrable

RevistaFucsia.com

Agotamiento indescifrable Thinkstock

Cuando ni muchas horas de sueño reparan el agotamiento que sientes, desparece tu poder de concentración. El cuerpo pide a gritos un stop y no hay descanso posible que alcance. Puede que estés frente al síndrome de fatiga crónica. Estar alerta es clave.

El síndrome de fatiga crónica puede resumirse en ‘una sensación de agotamiento extremo’, es lo que siente una persona cuando lo padece. No puede mantenerse en una actividad por mucho tiempo, se cansa rápidamente en el trabajo, está perdida, desorientada y puede que en algunos casos hasta pase meses en cama con dolor y agotamiento.

Una de las sensaciones es querer pero no poder, y en la sociedad actual es precisamente un conflicto – ya que se apremia el movimiento, la rapidez con la que se hagan las cosas, cumplir, correr, ser buena mamá, excelente esposa y exitosa profesionalmente-.

El síndrome de fatiga crónica tiene como característica general el cansancio físico y mental agudo extendido en el tiempo. Esta situación es invisible a un examen físico, por lo que dificulta el diagnóstico médico.

Esta patología puede comenzar de manera brusca o progresivamente. Sin importar como se manifieste, hay factores comunes que sirven de ayuda para identificarlo: trastornos de sueño, déficit de atención, incapacidad para mantenerse de pie, desorientación, problemas respiratorios, intolerancia al ruido. Este cansancio crónico no se soluciona durmiendo o con vacaciones, es por esto que quien no sabe que lo padece continua con sus actividades normales y empeora aún más la enfermedad.

Una vez se identifica esta enfermedad, el primer paso es tratar el conjunto de síntomas que más molestias provocan, se medican los dolores de cabeza y se recetan suplementos vitamínicos. Sin embargo, lo más importante es que la persona tome conciencia de su condición y se someta a un tratamiento de Psicoterapia Cognitiva Comportamental, donde se busca generar cambios en la conducta. Por ejemplo, moderar la carga laboral.

Se recomienda consultar un experto cuando identifiques algún síntoma y te sientas extensivamente cansada. En el tratamiento se puede llegar a recomendar entre otras cosas: aprender a manejar el estrés y hacer ejercicios como aeróbicos.

También le puede interesar

COMENTARIOS

Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Publicaciones Semana. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.
Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.