COMENTARIOS

7 Ejercicios Kegel que te cambiarán la vida

Fucsia.co

7 Ejercicios Kegel que te cambiarán la vida Ejercicios Kegel. (Foto vía Getty)

Descubre cómo trabajar el suelo pélvico para obtener todos sus beneficios.

Seguramente cada vez que vas al gimnasio no haces exactamente lo mismo ¿verdad? Entonces, ¿por qué harías los mismos ejercicios de Kegel cada vez?

Lo cierto es que la variedad es tan importante como la continuidad. En lugar de hacer el mismo ejercicio y la misma rutina, mezcla y prueba nuevos patrones de contracción y liberación y agrega ejercicios que funcionen en varios grupos musculares, lo que te ayudará a mantener las cosas ~interesantes~ ahí abajo, también.

El golpe rápido
Prácticamente, tal y como suena: un Kegel clásico, hecho tan rápido como puedas. Este movimiento requiere de contracciones musculares rápidas que trabajan las fibras asociadas con el control de la excitación y la micción. Haz varias repeticiones rápidamente y sin relajarte por completo entre cada uno de ellos para que realmente sientas como entras en calor, ¡por el ejercicio, malpensadas!

One-two-punch
Aprieta el músculo pubocoxígeo (PC) tan fuerte como puedas, mantenlo así, y luego relájate por completo. Si te ayuda, combina el ejercicio con una inhalación profunda y al momento de relajarte exhala. Recuerda, se supone que un músculo se contrae y relaja. Por ende no es tan valioso concentrarte únicamente en apretarlo. Al final lo que quieres no es un músculo fuerte per se, sino uno flexible.

Prueba de resistencia
Ya sea que estés lidiando con un problema serio como un prolapso o simplemente quieres prepararte para lo que parece ser una noche intensa, los expertos aseguran que apretar, levantar la pelvis y aguantar durante un tiempo es tu mejor opción para desarrollar mayor resistencia.

Shake it
Si te sientes muy rara sentada haciendo tus ejercicios Kegel, haz de cuenta que son un movimiento en un baile (y, sinceramente, ¿por qué no?). Párate con las piernas separadas al ancho de los hombros, pon las manos sobre las caderas y mueve la cadera de un lado a otro. Simple, divertido y fácil de hacer en, por ejemplo, la fila en el supermercado si está sonando una de tus canciones favoritas.

El puente
Diferentes grupos musculares trabajan con el piso pélvico, así que por qué no ponerlos a trabajar todos al mismo tiempo. Con solo agregar los ejercicios de Kegel a la pose del puente, consigues fortalecer tu suelo pélvico y tus glúteos, que juegan un papel importante durante el sexo, *win-win*.

La cubierta
Otra forma de combinar los grupos musculares es haciendo esta posición que fortalece la zona lumbar y el core, o núcleo del cuerpo. Realiza tus Kegels mientras al mismo tiempo levantes una rodilla y la giras hacia afuera estando reclinada sobre el lado opuesto de tu cuerpo.


El inverso
Otro ejercicio que los expertos recomiendan es el clásico Kegel, pero en lugar de simplemente liberar los músculos de tu PC cuando exhalas, libera el aire y tus músculos con fuerza, algo así como si estuvieras empujando el aire fuera de tu vagina.

¡Intenta hacer treinta en cada “sesión” cuantas veces al día puedas!

Sigue leyendo:

-Todo lo que debes (y quieres) saber sobre el sexo después del embarazo

-Lo que siempre quisiste saber sobre la vagina y no te atreviste a preguntar

-5 ejercicios para tonificar tu vagina

También le puede interesar

COMENTARIOS

Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Publicaciones Semana. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.
Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.