COMENTARIOS

Cuida tus piernas

Cuida tus piernas piernas.

Junto con el busto y los labios, las piernas son una de las partes del cuerpo femenino que más llama la atención. Te contamos algunos de los cuidados generales para esta importante zona.

Las piernas soportan a diario una gran carga de trabajo porque en ellas recae todo el peso del cuerpo y las posturas que se adoptan cotidianamente. Permanecer mucho tiempo de pie, caminar largas jornadas o simplemente cruzarlas inadecuadamente, son sólo algunas de las más frecuentes y de las que llevan a problemas como las várices, la hinchazón y la mala circulación.

Cuidarlas es mucho más sencillo de lo que parece sólo es necesario adoptar algunos buenos hábitos diarios. Revistafucsia.com te recomienda algunos.

Los 5 tips:  
1. No utilices zapatos muy altos cuyo tacón exceda los 5cm. Si bien es cierto que para algunas mujeres llevar tacones es indispensable por vanidad o por trabajo, lo importante es no exagerar porque así se evitan los problemas circulatorios y los accidentes. 
2. Usa agua fría. Al final de cada baño, pon tus piernas durante 5 minutos bajo un chorro de agua muy fría, así ayudarás a tus músculos a permanecer firmes y elásticos.
3.Hidrata con frecuencia. Aplica crema después de cada baño. De esta manera las mantendrás humectadas dado que las piernas tienden a resecarse porque las glándulas sebáceas escasean en ellas.
4.Evita cruzar las piernas. La mejor manera de sentarse es poniendo las rodillas una contra la otra y los dos pies bien apoyados en el piso pues cuando las piernas se cruzan por largos periodos de tiempo, la irrigación hacia la parte inferior se interrumpe.
5.Libérate de las asperezas. Una vez a la semana hazte una pequeña exfoliación para retirar las células muertas de tu piel. Este procedimiento puedes hacerlo con un jabón con pequeños gránulos o utilizando un guante de cerdas duras. 

5 ejercicios rápidos y sencillos:
1.En puntas de pie. Si trabajas permaneciendo parada mucho tiempo, busca compensar el esfuerzo que hacen tus piernas haciendo cortos ejercicios. Puedes intentar pararte en la punta de tus pies con las piernas juntas y luego flexionar las rodillas tanto como si intentaras sentarte sobre tus talones. Mantén la espalda recta. 
2. Relaja tus piernas en casa. Un ejercicio fácil para descansarlas es ponerlas hacia arriba contra una pared durante más o menos media hora; o si lo prefieres, ubícalas sobre una almohada asegurándote de que queden más altas que la cabeza.
3.Masajea y consiente tus piernas haciendo todas las noches un masaje de abajo hacia arriba iniciando en el tobillo y terminando en el nacimiento de las piernas para relajarlas y ayudar a la eliminación de líquidos. 
4. Calma los dolores de tus piernas introduciéndolas en agua muy fría y luego en agua tan caliente como la resistas. Alterna pasando las piernas de un platón a otro y termina en el que contiene agua fría.
5.En la mañana, corre sobre el mismo punto durante un minuto en las puntas de los pies y levantando las rodillas tanto como te sea posible. Mantén la espalda recta.

También le puede interesar

COMENTARIOS

Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Publicaciones Semana. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.
Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.