María Paula Suárez, artista colombiana

Destapando Bogotá: relato de una artista emergente en la ciudad de Nueva York

Por María Paula Suárez

25/6/2022

El paralelo entre el trabajo para posicionarse a nivel nacional, junto con el apoyo de diferentes agentes para exhibir nuestros proyectos como artistas es vital para el desarrollo de la escena de arte en Colombia.
--------------------------

Colombia, al ser un país tan diverso y plural, ha dado cabida a una serie de industrias creativas, las cuales han sentado sus bases en la capital, Bogotá. Como artista plástica he tenido la fortuna de encontrarme con una industria cultural muy rica. Nací y crecí en la ciudad de Bogotá, en una familia de administradores y abogados, donde entendí la importancia de valorar mi talento y entender el negocio detrás de la industria del arte.

En Latinoamérica contamos con una riqueza cultural inmensa, llena de talentos emergentes, de mediana carrera y artistas reconocidos a nivel mundial. Tras obtener mi diploma como Maestra en Artes Visuales de la Universidad Javeriana y certificarme como ilustradora en el School of Visual Arts en la ciudad de Nueva York, emprendí la búsqueda para enfocar mi trabajo y establecer un mercado a nivel local que me permitiera compartir ese pedacito de mi percepción de la vida con el mundo.

Navegar el mundo del arte ha sido un proceso de mucho amor por la labor, paciencia y, sin duda alguna, resiliencia; en mis diferentes prácticas profesionales en el mercado primario del arte (galerías y ventas por medio de art dealers) me crucé con muchas personas a quienes llevo en mis pensamientos con mucho cariño, por la generosidad en sus palabras, consejos y sabiduría. Los últimos dos años, Otros 360 grados es la galería que me ha acompañado en este proceso. Fue con Angela Royo e Iliana Hoyos, las galeristas, que yo comprendí la importancia de estar alineada con los proyectos en los que uno como creador se vincula, para que estos tengan un verdadero propósito detrás de cada por qué.

Su misión como un espacio para el arte va mucho más allá de vender, es una relación que ha reforzado valores de entrega, gratitud y disciplina en mi practica artística y, sin duda alguna, algo que ha dado lugar a nuevos caminos para la exposición, reconocimiento y posicionamiento de mi proyecto como artista. Monte Abierto, fue mi primera exposición individual con la galería, donde tuve la oportunidad de ver cómo la producción, logística y estructura de un show " tras bambalinas” permite que los artistas hagamos una puesta en escena de nuestros proyectos investigativos en conjunto con la propuesta de valor de los espacios que depositan su confianza en nuestro talento.

Todo se complementa y con el impulso de la galería, el apoyo de mi familia y coleccionistas, puse un plan de acción en movimiento. Aplique a Sothebys Institute of Art para conseguir mi maestría en Negocios del Arte y decidí mudarme a Nueva York para seguir construyendo mi carrera como artista.

Generar un paralelo entre el mercado nacional e internacional fue un elemento clave para el desarrollo de mis metas. El ávido crecimiento de agentes culturales en el ámbito digital ha permitido que diferentes galerías alberguen diferentes proyectos y plataformas con el fin de generar conciencia frente al talento local de países cuya exposición puede llegar a ser más limitada. Fue de esta manera como encontré See Me, un start up con conciencia social que se fundó con la intención de servir a una comunidad internacional de artistas y brindar visibilidad a su trabajo por medio de convocatorias.

En el 2021, See Me exhibió una serie de mis obras en el marco de una exposición colectiva que tuvo lugar en East Village en la ciudad de Nueva York. Naturalmente, al mudarme a la ciudad busqué fortalecer mi relación con la galería y fue de esta manera que me convertí en miembro de su comunidad artística, lo cual de la mano con el trabajo y proyectos que estaba realizando en Bogotá con la galería Otros 360 fue el complemento ideal para nutrir mi trayectoria.

La membresía con SeeMe, me permitió tejer diferentes relaciones con agentes culturales que estuvieran alineados con mis propósitos y al tener un trabajo constante de la mano de ellos, fui seleccionada para tener mi próximo solo show en la ciudad de Nueva York, en el marco de su nueva iniciativa Spotlights para artistas de su comunidad.

HÁBITAT, es una exploración visual de los temas recurrentes en mi trayectoria artística, en esta muestra pretendo habitar mi mente a través de dibujos, bordados y pensamientos enredados que dan vueltas en mi cabeza. La exposición tendrá lugar en una nueva galería en el Lower East Side llamada Arte Azulejo, fundada por una exalumna de Sothebys, cuyo objetivo es mostrar el trabajo de diferentes artistas contemporáneos y modernos.

El paralelo entre el trabajo para posicionarse a nivel nacional, junto con el apoyo de diferentes agentes para exhibir nuestros proyectos como artista, es vital para el desarrollo de la escena de arte en Colombia, la cual está en constante crecimiento y expansión. Con ferias como ARTBO, proyectos emergentes como La Feria del Millón e iniciativas como Open San Felipe, diferentes agentes de la industria han tejido un panorama cultural donde los artistas emergentes tienen diferentes plataformas para cultivar sus carreras y compartir su arte. En lo personal, haberme aliado con dos galerías cuyos valores son afines a mi práctica artística y modelo de trabajo, generó el balance ideal entre la escena local e internacional.

Sobre mí

Soy una artista colombiana, actualmente basada en la ciudad de Nueva York, donde curso una Maestría en Negocios de Arte en Sotheby’s Institute of Art. Soy Maestra en Artes Visuales egresada de la Pontificia Universidad Javeriana, con énfasis en el área plástica, certificada como ilustradora por el School of Visual Arts de NYC. Cuento con un diplomado de pedagogía alternativa de la Universidad de Harvard. Actualmente, exploro la resiliencia como eje central de mi investigación a través de técnicas como el bordado y la ilustración con lápices de color.

Mis obras han sido expuestas en Bogotá, Miami, y Nueva York, en galerías como Ki Smith Gallery y Big Arts Sanibel. He participado en grandes ferias de la escena local como el X Salón de Arte Jovén del Club el Nogal y el Salón Nacional de Artistas. He realizado un trabajo curatorial en la XIII Bienal de la Habana, en Cuba, y estoy involucrada en la gestión cultural junto con proyectos de logística y comunicación en el sector de las artes.

Columna de opiniónOpiniónArteNueva YorkBogotá